ERES IMPORTANTE PARA MI

»No los dejaré huérfanos; vendré a ustedes. Dentro de poco, el mundo no me verá más; pero ustedes me verán; y porque yo vivo, ustedes también vivirán. En aquel día ustedes sabrán que yo estoy en mi Padre, y que ustedes están en mí, y que yo estoy en ustedes. El que tiene mis mandamientos, y los obedece, ése es el que me ama; y el que me ama, será amado por mi Padre, y yo lo amaré, y me manifestaré a él.» Juan 14:18-21

Cuánto anhelo responder sus oraciones. Cuánto anhelo llamar a los Míos para que salgan del valle del desaliento y la desesperanza. Cuánto anhelo llevar a Mi Novia al monte y refrescarla, posando sobre ella mis labios con los dulces besos de Mi presencia, porque no soy un Dios de las cosas insignificantes, Soy el Dios de lo que tiene importancia.

Para Mí, todo lo que tiene que ver contigo es importante. Porque fuiste creado para mi placer y fuera del terreno de la gracia no puedes tener entendimiento. Pero cuando entras en el terreno de la gracia, el conocimiento y la aceptación, te transformas en la Novia que posee la fiesta de bodas. Porque eres parte de la familia, la mano de aceptación de Mi Padre, el Espíritu sellándote para salvación eterna, soy Yo mismo habitando en ti, no a la distancia sino corazón a corazón, oído a oído, susurro a susurro.

No busco un pueblo que se quede sólo y se sienta abandonado. Porque vi a los Míos en el aposento alto temblando de temor. Luego mi Espíritu descendió sobre ellos y todo cambió, porque cumplí mi Promesa. Luego les dije que no los dejaría huérfanos. Les dije que enviaría mi Espíritu para que los guíe, los dirija y los instruya, para guardarlos en toda verdad.

Les dije que no los abandonaría en el lugar donde se sentirían huérfanos, porque sería el sello sobre sus corazones. Porque donde existe comunión, la dulzura en la presencia del Señor, la Novia y el Espíritu claman rendidos en alabanza y adoración: ‘Ven Señor Jesús.

Levanta mi Nombre. Levanta tu corazón. Permíteme quitar de ti el pesar de la depresión y el temor. Acércate y te prometo que me acercaré a ti. Acércate en quietud. Oye mi voz. Entrénate para oír. Debes disponerte a oír, a hablar, a reírte, a llorar, a correr y a estar en quietud. Debes disponerte a consagrar todas las cosas en Mí para que pueda llevarte a través de todas las cosas, porque te fortaleceré. ¿No te prometí en mi Palabra que podías hacer todas las cosas a través de Cristo Jesús que te fortalecía? Yo Soy tu Fortalecedor”, dice el Señor tu Dios.

Isaías 41:10 No tengas miedo, que yo estoy contigo; no te desanimes, que yo soy tu Dios. Yo soy quien te da fuerzas, y siempre te ayudaré; siempre te sostendré con mi justiciera mano derecha.

Juan 14:26 Pero el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, los consolará y les enseñará todas las cosas, y les recordará todo lo que yo les he dicho.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario