PARA TI MI FIEL SOLDADO

Ninguno que milita se enreda en los negocios de la vida, a fin de agradar a aquel que lo tomó por soldado. 2 Timoteo 2:4

El Espíritu del Señor está llamando a cada soldado que responderá a Su llamado y está levantando gente como un poderoso ejército en Él. Esta gente no se enredará en las mentiras del enemigo; por el contrario, atará al enemigo y lo vencerá por el poder de la Palabra y la Sangre del Cordero.

Nuestras armas no son carnales, sino poderosas en las manos de Dios. Ahora nuestra batalla es mantener nuestros ojos en Él y no en nuestras circunstancias. Mientras fijamos nuestros ojos en Él, recordamos lo que hizo y por qué lo hizo, y nuestra preocupación se transformará en adoración y nuestro pánico en alabanza.

“Mi fiel soldado, el tiempo del cual he hablado contigo por muchos años, ha llegado. Te estoy llamando a ponerte toda tu armadura y a estar listo en la línea de batalla junto a tus compañeros de armas para ir a la guerra y pelear. El tiempo de entrenamiento y preparación ha terminado. Y ahora tienes que marchar hacia delante para poner en practica todo lo que yo te di”.

“Este es el día de la feroz batalla por las almas de la humanidad en la tierra y Yo he levantado un poderoso ejército de guerreros santos que no retroceden con temor o se retiran cuando el enemigo ataca. Yo Soy tu Comandante en batalla y estoy dispuesto a guiarte”.

“Este es tu tiempo para caminar completamente en la vida del Reino, quitando todo pecado y perdonando a todos los que les has guardado rencor. Nunca retrocedas hacia aquellas cosas que te debilitaron y destruyeron, ahora, necesitas caminar como un adulto fuerte espiritualmente, capaz de lograr todo lo que Yo te he mandado sin distracciones. Esta es la hora del gran juicio contra el enemigo de tu alma. Este es tu día para que seas restituido por todo lo que el enemigo te robó y para libertar a los cautivos que han sido aprisionados por el enemigo”.

“Mientras avanzas como Mi fiel soldado, recuerda que debes escuchar y actuar bajo Mis órdenes y dirección solamente. No hagas nada por lo que ves en lo natural. No marcharás solo a la guerra, marcharás con un ejército poderoso de hombres y mujeres valientes, y Mi ejército de ángeles. Conquistarás todo lo que quedó atrapado en el reino de la oscuridad con Mi luz y establecerás orden en aquello que ha permanecido en confusión por mucho tiempo. Mis ojos han estado sobre los débiles y oprimidos y Yo he venido con Mi mano poderosa a libertarlos. ¡Levántate Mi fiel soldado! Porque tu tiempo se ha cumplido y es ¡Ahora!”.

Amado Jesús: Fórmanos y confórmanos para ser Tu ejército y movernos conforme a tu Espíritu, así tu Palabra podrá salir de nuestros labios como una espada poderosa.

Señor tu eres quien me entrena para la batalla, quien me da fuerzas para tensar arcos de bronce. Tú me proteges y me salvas, me sostienes con tu mano derecha; tu bondad me ha hecho prosperar. Has hecho fácil mi camino, y mis pies no han resbalado. Salmo 18

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario