ESTRATEGIAS PARA OBTENER LA VICTORIA

Por lo tanto, por medio de Jesús, ofrezcamos un sacrificio continuo de alabanza a Dios, mediante el cual proclamamos nuestra lealtad a su nombre. Hebreos 13:15

Mientras leía la palabra profética que hoy les comparto, enviada por Lonnie Mackley  recordé que desde principios del año el Señor ha estado dándonos una estrategia para la victoria y es PERMANECER EN SU PRESENCIA. El Señor nos habló diciendo:  Entren a este año de puertas abiertas con la alabanza en los labios y la acción de gracias en sus corazones. Caminen por Mi Palabra, vivan y caminen en el Espíritu, y Mi poder descansará sobre ustedes. Mi gloria será vista en sus rostros y muchos se volverán a Mi en este año de cosecha.

Una de las maneras de hacer que Su presencia descienda sobre nosotros es la alabanza y la adoración. Fuimos creados para adorarlo todo el tiempo, sin importar cual sea nuestra situación. Cuando lo adoramos respiramos la atmósfera del cielo y entramos en el gozo que nos llena de fuerza sobrenatural.

Por otro lado, el enemigo quiere nuestra alabanza y adoración. Mientras más pueda distraernos con la música del mundo, más corromperá la adoración, robándose el gozo y la fortaleza del Pueblo de Dios. Cada vez que usted abre su boca con una canción y adora a Dios, confunde al enemigo. (1 Crónicas 20:21-22)

Mientras lee esta palabra llene la atmósfera de su hogar, su vehículo y su corazón con una alabanza llena de gozo y adoración agradecida.

Muchos de los que leen esto, han sentido como si no pueden resistir una semana más en esta larga vida de desierto que han estado viviendo desde hace tanto tiempo. Pero Dios tiene buenas noticias para ustedes hoy: “LAS COSAS VAN A CAMBIAR”. Sí, es cierto, incluso después de todos estos largos años y décadas de caminar a través de la misma ruta de desierto, las cosas finalmente van a comenzar a moverse hacia delante; y esto no es un falso comienzo, esta vez es real.

Comenzaremos a sentir la Presencia del Señor entrar en nuestras vidas y hogares, y comenzaremos a recibir el poder de Dios y Su dirección, lo cual desencadenará una serie de milagros que nos restaurarán completamente en todos los sentidos y nos impulsarán rápidamente hacia delante.

Romanos 8:14-15 Pues todos los que son guiados por el Espíritu de Dios son hijos de Dios. Y ustedes no han recibido un espíritu que los esclavice al miedo. En cambio, recibieron el Espíritu de Dios cuando él los adoptó como sus propios hijos. Ahora lo llamamos «Abba, Padre»

Así que prepárese para comenzar a ver las cosas abrirse en los próximos días, semanas y meses y sea agradecido por todo lo que Dios hizo por usted en su largo tiempo de desierto. Su trabajo mientras se mueve hacia delante será cooperar y permitirle a El dirigirlo.  Este es el tiempo para caminar lejos de las cosas que el mundo pueda ofrecerle y entrar en las cosas del Reino; así que, permita que El Señor lo guíe a tiempos más profundos de oración y adoración, y eche fuera todo lo que pueda contaminar o bloquear el fluir de Dios de bendición y restauración. Su día finalmente ha llegado, así que, busque al Señor fervientemente, sacúdase la duda y el temor, arrepiéntase completamente, deje ir el pasado, perdone a todos y prepárese para el mejor y más grande cambio de su vida.

Amados lectores, podemos seguir alabando a Dios aún en medio de toda desesperanza y desánimo porque la victoria ya está dada, al enemigo la bendición se le fue de la mano, y la oposición que los primeros meses del año hemos enfrentando, no son más que una señal de que estamos avanzando. Que broten de nuestras bocas alabanzas a nuestro Dios.

Salmo 18:1-3 Mi Señor, mi fortaleza ¡yo te amo! Mi Señor y Dios, tú eres mi roca, mi defensor, ¡mi libertador! Tú eres mi fuerza y mi escudo, mi poderosa salvación, mi alto refugio. ¡En ti confío! Yo te invoco, Señor, porque sólo tú eres digno de alabanza; ¡tú me salvas de mis adversarios!

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario