NO MIRES A LAS AGUAS TURBULENTAS

El Señor va delante de ti. Él estará contigo, y no te dejará ni te desamparará. No temas ni te intimides. Deuteronomio 31:8

Esta es una palabra profética de Cindy Jacobs que fue grabada el 17 de Junio acerca de cómo Dios está llevándonos a través de una temporada de transición. No podemos resistirnos a la transición, Su Santo Espíritu está con nosotros para fortalecernos, no podemos detenernos, necesitamos avanzar, porque este es un tiempo de aceleración, de cumplimiento, de mucha concentración, no nos distraigamos en lo que estamos dejando atrás, caminemos por fe y no por lo que vemos.

“Yo vi aguas que eran tan turbulentas debajo de un puente, nosotros como Hijos de Dios estábamos viendo las aguas y no viendo hacia el puente. Estábamos viendo hacia las aguas turbulentas, y mientras veía, supe que yo representaba al Cuerpo de Cristo; estaba viendo hacia ese puente y el camino hacia el puente era oscuro así que, no podía ver hacia donde estaba caminando, era como la oscuridad de la noche, yo sabía que estaba en una transición. Que necesitaba cruzar ese puente, pero ambas cosas me distraían mucho, la oscuridad y las aguas turbulentas y me sentía perturbada. Luchaba con la preocupación al punto de temer por mi futuro mientras cruzaba el puente”.

“Y el Espíritu Santo comenzó a hablarme esta palabra, y dijo: “Yo soy el que te llevará del punto A al punto B, pero tendrás que caminar sobre el puente. Yo soy El que está allí para ti, y Yo estoy planeando tu futuro pero no te mostraré el futuro de la manera que tu quieres, porque Yo estoy construyendo el factor CONFIANZA de que Yo Soy un PUENTE SEGURO. Y en una temporada de transición, ya sea una transición en tu nivel de fe o si se trata de que no saber como atravesar tus circunstancias, tu no sabes como yo trabajaré estas cosas para ti”

“Tu solo estás viendo hacia las aguas turbulentas y la oscuridad de la noche. Pero Yo te digo, TIENES QUE CAMINAR SOBRE EL PUENTE. Tienes que estar dispuesto a dar pasos y saber que Yo Soy quien está llamándote a entrar en nuevos niveles de confianza. Yo te estoy llamando a que me mires a Mi como tu puente, no a las circunstancias que te rodean, así que entiende esto. Yo te estoy hablando hoy y estoy empujándote para que des el paso. ¡CAMINA! Yo soy tu firme caminar. Yo haré tus pies como de ciervas para que camines en los lugares altos. Yo te daré la confianza para caminar”

“Y el Señor dice, Y tu has dicho: “Señor, vas a tener que mostrarme antes de que yo de los pasos. Y Yo te digo: De esa manera no funcionará. Porque no te moverás en tus conjeturas, sino que, debes dejar de ver a las circunstancias que son aguas turbulentas para ti y debes dejar de ver el hecho de que no puedes ver por donde caminas y la eventualidad de eso. DEBES CONFIAR EN MI, dice el Señor.

Y Yo hablaré paz a las aguas y Yo seré la persona que tu necesitas. Yo te fortaleceré hoy, dice el Señor. Si confías en Mi, Yo estaré contigo, porque Yo soy tu puente en medio de las aguas turbulentas, dice el Señor. AMEN.

Habacuc 3:19 Tú, Señor eres mi Dios y fortaleza. Tú, Señor, me das pies ligeros, como de cierva, y me haces andar en mis alturas.

OREMOS:

Señor Jesús, hoy venimos delante de ti, venimos al trono de tu Gracia para solicitar el oportuno socorro que nos ayude a pasar por este tiempo de transición y nuevos comienzos. Nos rendimos a ti y sometemos nuestra voluntad, nuestros planes y expectativas, pidiéndote tu guía, tu dirección, tu sabiduría y que tu voluntad sea hecha como en el cielo así también en la tierra. Ayúdanos a ser fieles en la obra que nos has mandado hacer.

Amplia nuestra visión, muéstranos si nuestros pensamientos también han sido limitados (2 Reyes 6:1) Nosotros levantamos nuestros ojos hacia tu monte santo para que nos inspires, nos enseñes. Deseamos un corazón como el de María que se tomó el tiempo para sentarse a tus pies, pues hemos vivido como Marta en muchas distracciones (Lucas 10:38-42) .

Que nuestros pensamientos dispersos regresen hacia ti. Vuélvenos a nuestro primer amor para que tu seas el centro de nuestras vidas y el núcleo de nuestro ser. Recibimos los nuevos comienzos con expectativa y te agradecemos porque mientras hemos transitado por el desierto nos has llevado de la mano, hemos pisado serpientes y escorpiones y no nos han hecho daño porque nos has protegido.

Gracias por acompañarnos en nuestro viaje hacia el cumplimiento de nuestro destino profético, porque prometiste nunca dejarnos ni abandonarnos. Encamínanos en tu verdad, porque tu eres el camino, la verdad y la vida y nadie viene al Padre sino es por ti, queremos seguir tus pisadas y no desviarnos ni a diestra ni a siniestra.

Muéstranos tu compasión porque tu eres un Dios de justicia, nosotros te cantaremos, daremos voces de alegría porque has retirado la sentencia contra nosotros, nos has redimido y ahora estás en medio de nosotros como un Guerrero Victorioso para salvarnos. Con tu amor nos darás una nueva vida. Ábrenos esas puertas de oportunidades que cambiarán nuestras vidas, porque las puertas que Tu nos abras, nadie las podrá cerrar. Serás levantado y glorificado a través de nuestras vidas. Oramos en el nombre de Jesús. Amen.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario