CAMINA POR LAS PUERTAS ABIERTAS

Cuando habían pasado la primera y la segunda guardia, llegaron a la puerta de hierro que conduce a la ciudad, la cual se les abrió por sí misma; y salieron y siguieron por una calle, y enseguida el ángel se apartó de él. Hechos 12:10

Si la puerta te la cerró el enemigo, y él está tratando de que se rindan tus sueños, la oración y la alabanza la abrirán. Muchas veces en medio de las pruebas, nuestras oraciones y nuestra fe son débiles, estamos orando con susurros llenos de duda e incredulidad, porque no estamos conscientemente yendo ante la … Continuar leyendo