LEVANTA EL ESTANDARTE DE LA VICTORIA

Mientras yo miraba, este cuerno hacía guerra contra los santos y prevalecía sobre ellos, hasta que vino el Anciano de Días y se hizo justicia a favor de los santos del Altísimo, y llegó el tiempo cuando los santos tomaron posesión del reino. Daniel 7:21-22

Esta mañana me levanté y comencé a orar por el Cuerpo de Cristo. Ahora mismo, muchos están pasando pruebas y sufrimientos. Vi que el Cuerpo se debilitaba. Este es un año para terminar fuertes. Sin embargo, eso significa que en medio de nuestras guerras, tenemos que respirar profundo, pedirle al Señor FUERZA SOBRENATURAL y seguir adelante. Estos dos versiculos de 2ª. Timoteo 4 representan lo que escuché decir al Señor.

2 Timoteo 4:17-18 Pero el Señor sí estuvo a mi lado, y me dio fuerzas, para que por mí se cumpliera la predicación y todos las naciones la oyeran. Así fui librado de la boca del león. Y el Señor me librará de toda obra mala, y me preservará para su reino celestial. A él sea la gloria por los siglos de los siglos. Amén.

Aquí está una palabra que fue dada por Kerry Hansher y yo el domingo por la mañana durante nuestra adoración y declaración: “Este es el tiempo para levantar el estandarte que muestra Mi nombre como el ANCIANO DE DIAS. Recuerden que donde ha habido fracaso, Yo he estoy allí. Donde ha habido triunfo, Yo he estado allí. Donde sea que Mi Pueblo necesite liberación, Yo estoy allí. Yo he establecido sus tiempos y temporadas. Ahora es el tiempo de levantar el estandarte del Anciano de Días, y ver al enemigo caer bajo las plantas de sus pies.

Este es un tiempo para echar fuera esas voces. Yo me ocuparé de lo que ha cansado su mente, de cómo han intentado hacer bien las cosas y la constante condenación del enemigo contra ustedes. Yo estoy echando fuera la voz de la condenación que ha tratado de gobernar y quitar el gozo que por mucho tiempo Yo he levantado dentro de ustedes. Ese gozo es la fuerza para su futuro. Hay una sacudida que Yo causaré, ya que el sonido surgirá de Mi Pueblo en la tierra. Yo les traeré la sabiduría que desde la fundación del mundo he guardado para esta hora. ¡Tienes que sacudirte! ¡Tus enemigos son Mis enemigos!

Avancen y mírenme ser su retaguardia. No los llamé para retroceder y lidiar con su pasado. Más bien, este es un tiempo para que avancen y me vean echar fuera su pasado. Hay muchos hablando de “esas cosas” de su pasado. Pero si ustedes avanzan, siguen adelante y Me siguen, entonces en el momento correcto Yo echaré fuera esas cosas con las que han luchado. Lo que el enemigo formó en su proceso de pensamiento caerá. Yo voy a crear una grieta en esas fortalezas en su mente, y entonces verán como comienzan a desmoronarse.

Cuando hagan algunas de las mismas cosas que hicieron en el pasado, dirán: “Espera un minuto. Esto ya no me está afectando de la manera que solía hacerlo”. Esto es porque lo he entregado. Avanzarán y dirán: “Elegí ir en una dirección diferente”. Esta es una semana para sacudirse de todo aquello en donde el enemigo los ha mantenido en cautiverio. ¡LA REDENCION ESTA LLEGANDO!. Avancen cuando Yo les diga. Yo sanaré su quebrantamiento. Haré que sus emociones cobren vida. Avancen y alinéense Conmigo, y entrarán en ese lugar que Yo tengo para ustedes. (Chuck Pierce)

Daniel 9:17-19 Y ahora, Dios nuestro, escucha la oración de tu siervo y sus súplicas, y haz resplandecer tu rostro sobre tu santuario desolado, por amor de ti mismo, oh Señor. Inclina tu oído, Dios mío, y escucha. Abre tus ojos y mira nuestras desolaciones y la ciudad sobre la cual se invoca tu nombre; pues no es por nuestros propios méritos que presentamos nuestras súplicas delante de ti, sino por tu gran compasión. ¡Oh Señor, escucha! ¡Señor, perdona! ¡Señor, atiende y actúa! ¡No tardes, por amor de ti mismo, Dios mío! Porque tu nombre se invoca sobre tu ciudad y sobre tu pueblo.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

 

 

 

 

 

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario