ENFOQUE DE ORACION AYUNO DE DANIEL – DIA 6

A lo largo de todos los Salmos leemos como el rey David se profetizaba asimismo escribiendo y proclamando el resultado de sus batallas. Por ejemplo, cuando fue traicionado por Doeg el edomita, que luego mató a los sacerdotes de Dios, el combustible del valor de David fue su confianza en las promesas de Dios y en su poder para cumplirlas y esto lo animó a escribir el Salmo 52, un salmo profético. David se comparó con un árbol de olivo verde en la casa de Dios. El olivo no solo es uno de los árboles que tienen más larga vida, sino que con su verdor es mucho más longevo. David contrastaba la protección eterna de Dios hacia el siervo fiel con la destrucción repentina del malvado.

Dios nos ha provisto de papel, pluma y tinta profética. Quiere que creamos que Él está atento a sus hijos escribiendo un nuevo futuro mientras nos observa. No es una declaración egoísta y manipuladora, de decir: “Señor hazlo como yo quiero que sea”. Cuando recibimos la visión de Dios, empezamos a ver a las personas como Dios las ve y cuando nos ponemos de acuerdo con Dios y Su Palabra, hacemos que Su voluntad se cumpla. Los deseos de nuestro corazón se purifican cuando primero nos deleitamos en Él. Nuestro deleite en Dios debe preceder nuestro deseo por un nuevo futuro, si queremos que nuestro deseo se mantenga puro. (Salmos 37:4)

El Señor dice: Quiero que escribas algo nuevo. No sólo borré las palabras del pasado. En lugar de ello, te entregué un nuevo lugar para escribir algo fresco para tu vida. Esto es algo nuevo que te estoy invitando a escribir. Esta es tu asignación. Quiero que escribas un futuro extenso, un futuro que a simple vista pudiera parecer presuntuoso. Te doy permiso para presumir de Mi bondad. Escribe como una persona que descubrió Mi amor por primera vez. Quiero que escribas con emoción, sin puntuación. Quiero que tu escritura te quite el aliento por la anticipación y la expectativa, una escritura que fluya desde una emoción creciente por lo que podrías llegar a ser. Te prometí en mi Palabra que te daría los deseos de tu corazón. Instruí a David para que escribiera estas palabras: “Deléitate en el Señor y Él te concederá los deseos de tu corazón”. Te estoy diciendo que te regocijes en Mí mientras escribes y te concederé los deseos de tu corazón. Mientras escribes, tu inspiración vendrá de los niveles crecientes de tu deleite en Mí. Escribe como un amante escribiría desde las profundidades de una pasión compartida. Escribe desde tu deleite en Mí y permite que tu pasión por Mí inspire tu texto”. (Garris Elkins)

DIA 6 – Lee 1 Samuel 21:1-9; 1 Samuel 22:6-23, Salmos 52 y Habacuc 2:1-3 – Una vida sin visión está destinada a carecer de propósito. Muchos esperan la manifestación natural de sus sueños sin sumarles acciones, responsabilidades y esfuerzos. Debemos invertirnos en espíritu, alma y cuerpo a los sueños que Dios puso en nuestros corazones. Soñar no es suficiente, necesitamos visión y revelación. Entonces, manos a la obra.

 Escribe hoy un Salmo profético sobre ti, tu familia, tu matrimonio, tus hijos, tu trabajo, tus finanzas, tus negocios, tu nación o donde se necesite tener una visión de fe. No debe ser largo y solo te tomará unos cuantos minutos. Simplemente escribe lo que crees será el resultado final de la batalla en la que ahora te encuentras, agradécele a Dios y tráelo al altar. Las palabras que escribas invitarán a las promesas de Dios para que se manifiesten y se unan al texto por tu futuro. Este nuevo escrito será la historia del nuevo capítulo en tu vida que se manifestará a partir del 2018.

Con amor y oraciones,

 Magie de Cano

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio”, “Cita con tu Destino” y "De la Verguenza a la Victoria"

Deja un Comentario