TIEMPO DE LIBERTAD

Y acontecerá en aquel día —declara el Señor de los ejércitos— que quebraré el yugo de su cerviz y romperé sus coyundas, y extraños no lo esclavizarán más Jeremías 30:8-9

Todos pasamos por temporadas cuando parece que no estamos siendo reconocidos o liberados en todo nuestro potencial. Dios usa esos tiempos para entrenarnos y desarrollar un carácter fundamental en nosotros. A veces esto puede parecer un “Arresto Domiciliario”.

LAS LIMITACIONES ESTAN LLEGANDO A SU FIN

Salmo 142: 7 NVI Sácame de la prisión, para que alabe yo tu nombre. Los justos se reunirán en torno mío, por la bondad que me has mostrado.

Muchas personas han estado en un lugar de encierro o arresto domiciliario. Podría ser que usted esté limitado por su temporada anterior o que las personas no hayan reconocido la promoción a la que está pasando. Esto es común, y sucedió con el Rey Saúl, quien no reconoció a David.

1 Samuel 26:18-19 ¿Por qué persigue mi señor a este siervo suyo? ¿Qué le he hecho? ¿Qué delito he cometido? Le ruego a Su Majestad que escuche mis palabras. Si quien lo mueve a usted en mi contra es el Señor, una ofrenda bastará para aplacarlo. Pero, si son los hombres, ¡que el Señor los maldiga! Hoy me expulsan de esta tierra, que es la herencia del Señor, y me dicen: “¡Vete a servir a otros dioses!”

No hablo en contra de los líderes con esta palabra profética y no quiero que desconfíen de ellos. Yo estoy diciendo que es importante pedirle al Señor que los vuelva a alinear para la próxima temporada. Incluso si no se llevan bien con su jefe, pastor o líder actual, es importante bendecirlos. Esta palabra no es para todos. Pero existe la posibilidad de que Dios los esté moviendo a una nueva temporada y sacándolos de un “arresto domiciliario espiritual”, Los animo a orar sobre esto y preguntarle al Señor cómo deben responder. La mejor manera de superar estas temporadas difíciles es descansar en el hecho de que, Dios tiene en mente su mejor interés y está haciendo todas las cosas nuevas.

MI ARRESTO DOMICILIARIO POR CUATRO AÑOS

Acabo de sanarme de 4 años de enfermedad crónica que me pusieron en arresto domiciliario. De repente, no pude hacer lo que solía hacer. Ya no podía viajar, y pasé un tiempo importante de pruebas y tribulaciones. Pero como resultado, por primera vez en mis 59 años, he entrado en un nivel de paz y descanso en el Señor que nunca había experimentado. Él restauró mi corazón para comprender el amor y la paz.

LA ALABANZA Y EL AGRADECIMIENTO SON LA CLAVE

La alabanza y el agradecimiento son el resultado maravilloso de su liberación, incluso antes de que esté completamente fuera de la temporada que lo ha limitado. aunque, su situación no parezca cambiar, realmente, adore y muestre gratitud mientras está en la prisión (arresto domiciliario) esto le brindará más libertad.

Hechos 16: 25-26 NVI A eso de la medianoche, Pablo y Silas se pusieron a orar y a cantar himnos a Dios, y los otros presos los escuchaban. De repente se produjo un terremoto tan fuerte que la cárcel se estremeció hasta sus cimientos. Al instante se abrieron todas las puertas y a los presos se les soltaron las cadenas.

Enfóquese en la bondad, la belleza y el temor de Dios. En su amor, las paredes de la prisión de cualquier arresto domiciliario restrictivo se oscurecerán hasta el punto de desaparecer.

NO CORRA, DESCANSE

Estamos entrando en una nueva temporada de libertad, paz y descanso. Entonces, ¿Qué significa eso exactamente para usted? Los tiempos difíciles, la incomprensión y la traición le están siendo quitados. En lugar de arresto domiciliario, Dios le está dando un lugar de paz. Dios está cambiando su arresto domiciliario por una casa de descanso. Escuche. Cómo trata a las personas al volante de su automóvil, cómo actúa y trata a las personas en Internet cuando no está de acuerdo, y cómo trata a sus hijos y a sus familiares puede revelar si tiene miedo o falta de amor operando en su vida.

Hebreos 4:11 Esforcémonos, pues, por entrar en ese reposo, para que nadie caiga al seguir aquel ejemplo de desobediencia.

Dios lo está animando a seguir confiando en Él y a conocer que Sus promesas y palabras proféticas son verdaderas. Usted está libre de las cadenas que lo han mantenido en confinamiento y restricción. ¡Su libertad, una nueva libertad, es suya! (Doug Addison)

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio” y “Cita con tu Destino”.

Deja un Comentario