EL RUGIDO DE LA JUSTICIA

Cuando pienso en esto, mi corazón late con fuerza; tiembla dentro de mi pecho. Escucha con atención el estruendo de la voz de Dios cuando retumba de su boca. Resuena por todo el cielo y sus relámpagos brillan en todas direcciones. Después llega el rugido del trueno, la tremenda voz de su majestad; él no la retiene cuando habla. La voz de Dios es gloriosa en el trueno. Ni siquiera podemos imaginar la grandeza de su poder. Job 37:1-5

Pude escuchar en mi espíritu el rugido del LEON DE JUDA. Hay un rugido de justicia que el Señor está … Continuar leyendo