SIENTESE A SU LADO

Pero Dios, que es rico en misericordia, por causa del gran amor con que nos amó, aun cuando estábamos muertos en nuestros delitos, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia habéis sido salvados), y con Él nos resucitó, y con Él nos sentó en los lugares celestiales en Cristo Jesús, a fin de poder mostrar en los siglos venideros las sobreabundantes riquezas de su gracia por su bondad para con nosotros en Cristo Jesús. Efesios 2:4-7

Como Cuerpo de Cristo, estamos sentados con Cristo en los lugares celestiales. Si cada cristiano tuviera una revelación de quiénes somos en Él, … Continuar leyendo