LAS MONTAÑAS SE MOVERAN POR LA FE

Mi deseo para ustedes, Mis amados, es que su obediencia sea su primera prioridad y que no hagan nada que esté apartado de Mi dirección. Ustedes están viviendo en un tiempo donde las distracciones abundan, y existen constantes seducciones para satisfacer los deseos carnales que los sacan del curso y de la corriente de Mi Espíritu. Sin embargo, no es gran cosa el que se propongan en su corazón hacer lo que Yo les he dicho que hagan  y que vayan  a donde Yo he dispuesto que vayan, dice el Señor.

Levántense en el Reino del espíritu y háblenle a la montaña, esa montaña que parece inmensa ante ustedes y que no saben como rodearla. Yo les he dado la autoridad para quitarla de su camino para que puedan avanzar sin estorbos. Hay cosas que están más allá de su habilidad de enfrentarlas en el Reino espiritual, pero todas las cosas son posibles Conmigo, dice el Señor. Háblenle a esa montaña en Mi nombre.

Juan 5:19 Respondió entonces Jesús, y les dijo: De cierto, de cierto os digo: No puede el Hijo hacer nada por sí mismo, sino lo que ve hacer al Padre; porque todo lo que el Padre hace, también lo hace el Hijo igualmente.

Marcos 11:23 Porque de cierto os digo que cualquiera que dijere a este monte: Quítate y échate en el mar, y no dudare en su corazón, sino creyere que será hecho lo que dice, lo que diga le será hecho.

Bill y Marsha Burns

NOTA DE MAGIE

Estamos viviendo tiempos proféticos y debemos estar listos para movernos cuando la nube de la gloria de Dios se mueva. Caminemos por fe. La revelación de Dios requiere una respuesta. El espera que nuestra fe se avive y nos guíe.

La fe es la confianza de que en verdad sucederá lo que esperamos; es lo que nos da la certeza de las cosas que no podemos ver. Por su fe, la gente de antaño gozó de una buena reputación. Hebreos 11:1-2 NTV

Fue por la fe que Noé construyó un barco grande para salvar a su familia del diluvio en obediencia a Dios, quien le advirtió de cosas que nunca antes habían sucedido. Por su fe, Noé condenó al resto del mundo y recibió la justicia que viene por la fe. Hebreos 11:7 NTV

¿Cuánto más les tengo que decir? Se necesitaría demasiado tiempo para contarles acerca de la fe de Gedeón, Barac, Sansón, Jefté, David, Samuel y todos los profetas. Por la fe esas personas conquistaron reinos, gobernaron con justicia y recibieron lo que Dios les había prometido. Hebreos 11:32-33

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario