TIEMPO DE CONVERTIR TUS LAGRIMAS EN GOZO

El sábado 2 de febrero por la madrugada el Señor habló a mi corazón una frase: “Pies de cierva en los lugares altos”, y me hizo recordar la palabra de Habacuc 3:19 Jehová, el Señor, es mi fortaleza; él me da pies como de ciervas y me hace caminar por las alturas.»

Recordé cuan identificada me sentía con el peregrinaje de miedosa con sus amigas “pena y congoja” antes de llegar a los lugares altos, cuando leí el libro de Hannah Hurnard que lleva este nombre “Pies de cierva en los lugares altos”. El sábado el Señor me llevo a esta parte del libro que dice: – Al fin – dijo El, cuando ella se arrodilló a sus pies sin decir una palabra. –Al fin estás aquí y “la noche del lloro terminó, y te llegó la mañana de la alegría”. Entonces levantándola en alto, continuó: -Este es el tiempo cuando vas a recibir el cumplimiento de Mis promesas. Nunca más te voy a llamar “miedosa” – ante esto rió de nuevo y dijo: – Escribiré sobre ella un nuevo nombre, el nombre de Su Dios. Sol y escudo es Jehová Dios; gracia y gloria dará Jehová. No quitará el bien a los que andan en integridad (Salmo 84:11). Este es tu nuevo nombre – declaró – De ahora en adelante tú eres “Gracia y Gloria”.

Me sentí maravillada al leer la palabra compartida por Bill Burns ayer que viene a confirmar lo que el Señor me habló.

“Regocíjate y regocíjate nuevamente, Pueblo Mío. A pesar de que los tiempos dejados atrás fueron difíciles, y a pesar de que muchos de ustedes han pasado por el valle de lágrimas, al cual llamamos el Valle de Baca, ustedes han hecho que se convierta en una fuente de agua fresca, y así será en este tiempo. Puesto que, serán renovados y revividos. Serán restaurados y entrarán a un tiempo de gran gozo. Es Mío el dar  y Yo escojo dárselo a ustedes en este momento y en esta hora. Así que, Yo les digo, levántense en fe ahora. Consideren que el pasado ha quedado atrás y avancen a la frescura de esta época, dice el Señor, quien los ama y los guarda.  Yo soy el Señor quien camina con ustedes, el Señor que está para ustedes, Aquel que va delante de ustedes y prepara los senderos sobre los que han de caminar, Aquel que guarda sus espaldas, Aquel quien los nutre, Aquel que les da vida y Aquel que los prepara para lo que está por venir. Yo soy el Señor su Dios y ustedes son Míos; ustedes son un deleite para Mí, dice el Santísimo.

El Salmo 84 define el valle de Baca como un valle de lágrimas. Baca significa “llorar”, ilustra un valle de angustia y tristeza, quizás describiendo poéticamente lo mismo que el “valle de sombra de muerte” en el Salmo 23. Sin embargo hace mención a una tristeza que se convierte en gozo y bendición. Es el Pastor el que nos ha llevado de Su mano a través de este valle de desolación y ahora nos conduce hacia los lugares altos.

El Señor vuelve a confirmarnos lo que hace unos días les compartí. El 11 de Enero el Señor me habló que estamos saliendo de “Mara” hacia  “Elim”. (Números 33:9) Este es el tiempo en que nuestra boca se llena de risas y nuestros labios de alabanza porque estamos entrando a “Elim” un oasis, un lugar de bendición, de reposo, donde las necesidades son satisfechas, y donde podremos descansar y retomar fuerzas.

Salmos 84:5-7 ¡Cuán felices son los que hallan fuerzas en ti, los que ponen su corazón en tus caminos! Cuando cruzan por el valle de las lágrimas, cambian su aridez en un manantial al llenar la lluvia los estanques. Van de victoria en victoria, hasta llegar a verte, oh Dios, en Sión.

¡Regocijémonos y preparemos nuestros pies de Cierva para remontarnos a nuevas alturas. Llegaremos victoriosos y no amargados!

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

 

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario