Vientos que embellecen a la Novia de Cristo

De repente, se oyó un ruido desde el cielo parecido al estruendo de un viento fuerte e impetuoso que llenó la casa donde estaban sentados. Hechos 2:2

Esta semana tuve un sueño: Estaba en una casa muy grande, en un salón muy ordenado y limpio. Había en la casa ventanas muy grandes con cortinas blancas, abrí una de las ventanas y el viento entró con toda su fuerza que la cortina se elevaba. Entonces cerré rápidamente, corrí al salón continuo y a diferencia del primer salón, aquí había basura en el piso, por lo cual comencé a barrer. Preguntándole al Continuar leyendo