Un tiempo de libertad

Ustedes, hermanos, han sido llamados a la libertad. Pero no usen esta libertad para dar rienda suelta a sus instintos. Más bien sírvanse los unos a los otros por amor. Gálatas 5:13

Estamos en un gran tiempo de libertad, sanidad y restauración. El Señor ha tenido que escarbar profundo en nuestros corazones para desarraigar cosas como el pecado, los ídolos, la incredulidad, la falta de perdón y todo aquello que nos impida avanzar hacia la madurez espiritual y el cumplimiento de las promesas.

La palabra que hoy nos compartió Marsha Burns me confrontó con una experiencia que viví el domingo pasado. Caminaba por un lugar muy hermoso con mi esposo y mis hijos, muy a gusto disfrutando de una tarde de descanso, cuando sentí sobre mí una mirada muy fuerte. Volví mi rostro y entonces fui yo la que fijó la mirada en una persona que tenía muchos años de no ver, pero que me causó mucho dolor. Ver a esa persona a quien en su tiempo perdoné, por un momento me desestabilizó. Sentí como si el enemigo quisiera hacerme retroceder a un ciclo olvidado de dolor.

Este es un tiempo de libertad, un tiempo para soltar todo lo que en el pasado nos lastimó; debemos romper con las ataduras y los yugos de esclavitud. Este es un tiempo de ser obedientes y tomar decisiones firmes que nos ayuden entrar en la plenitud de las promesas de Dios para nosotros. Ya no miremos al pasado, miremos hacia delante confiando en lo que Dios dice de nosotros, no en lo que las personas nos han hecho vivir. No miremos atrás. Pongamos nuestras manos en el arado sin ver hacia atrás, el pasado es pasado y el futuro está desplegándose ante nosotros.

El Señor dice: Cuando sientas la necesidad de voltear a ver atrás a la gente y las situaciones de tu vida que produjeron rechazo y dolor, hazlo ligeramente. No permitas que el enemigo te haga sentir poco amado o inadecuado. Tú eres completamente aceptado, amado y aceptable a Mis ojos, dice el Señor. Y, si tú ofreces el sufrimiento que has soportado Yo honraré tu sacrificio, y se convertirá en fragancia agradable para Mi. Entonces, podrás tener acceso a la sanidad que se hizo disponible para ti en la Cruz. (Marsha Burns)

Lucas 3:22 Y el Espíritu Santo descendió sobre él en forma de paloma. Entonces vino una voz del cielo, que decía: «Tú eres mi Hijo amado, en quien me complazco» 

Quizás no podamos ver con nuestros ojos naturales lo que Dios está haciendo, pero podemos caminar con los ojos de la fe. Quitemos la mirada de nuestros fracasos y errores del pasado, y veamos Su gloria trabajando en los lugares más secretos de nuestro corazón, permitamos que el corte, pode y siempre Sus semillas de grandeza que sin duda llevarán una cosecha abundante en los días por venir.

El Señor dice: Pídanme, y Yo sacaré lo que está escondido en ustedes ahora. Pero será necesario desprenderse de todo lo que les impediría acercarse a Mi para que Yo pueda revelarles Mis propósitos y Mis planes.

Juan 8:31-36 Entonces Jesús dijo a los judíos que habían creído en él: «Si ustedes permanecen en mi palabra, serán verdaderamente mis discípulos; y conocerán la verdad, y la verdad los hará libres.» Le respondieron: «Nosotros somos descendientes de Abrahán, y jamás hemos sido esclavos de nadie. ¿Cómo puedes decir: “Ustedes serán libres”? »Jesús les respondió: «De cierto, de cierto les digo, que todo aquel que comete pecado, esclavo es del pecado. Y el esclavo no se queda en la casa para siempre; el hijo sí se queda para siempre. Así que, si el Hijo los liberta, serán verdaderamente libres.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

 

 

 

 

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario