DICHOSOS LOS QUE EN EL CONFIAN

Aunque estoy rodeado de dificultades, tú me protegerás del enojo de mis enemigos. Extiendes tu mano, y el poder de tu mano derecha me salva. El Señor llevará a cabo los planes que tiene para mi vida, pues tu fiel amor, oh Señor, permanece para siempre. No me abandones, porque tú me creaste.   Salmos 138:7-8

Hace un par de días tuve un sueño: Caminaba con mi familia por un pasillo, al fondo había un lugar boscoso por el cual debíamos pasar para llegar a nuestro destino, sin embargo, allí había mucha niebla, un viento fuerte soplaba sobre los árboles y las ramas se caían. Yo animé a los míos diciéndoles que no tuvieran temor, que teníamos que pasar por ese lugar y que lo haríamos rápidamente, que nada nos haría daño. Avanzamos y cuando llegamos al otro lado, la niebla había desaparecido y el cielo estaba despejado y azul. Me desperté con la seguridad que Dios estaba mostrándome que las circunstancias de los últimos días son temporales y que no debemos perder la confianza en Su amor y cuidado. Hoy los esposos Burns compartieron esta palabra que vuelve a llenarme de fe.

“El Señor dice que el enemigo ha estado trayendo una niebla espiritual a nuestra atmósfera espiritual. Esto ha causado que no podamos ver claramente. Ha creado duda alrededor de las cosas sobre las cuales tenemos que tomar decisiones. Esto ha causado que no tengamos claras aquellas cosas por las que debemos orar y aquellas que debemos hacer. Pero, el Señor dice: Observa ahora pues Yo traigo Mi viento. Y, removeré toda la niebla que los ha cubierto. Yo removeré toda obstrucción que les ha impedido ver claramente. Ahora entrarán a una temporada de luz, y la gloria vendrá con mayor claridad, mayor propósito de mente y una poderosa unción de Mi Espíritu. Confíen en que Yo limpiaré la atmósfera que les ha impedido ver todas las cosas con claridad, dice el Todopoderoso”

Permítanme recordarles una vez más, como ya lo he hecho en otras publicaciones: “La noche es más oscura antes del amanecer”. Pongamos nuestra confianza en Jesús, el autor y consumador de nuestra fe y avancemos con pasos firmes con la seguridad que todo estará bien, porque estamos en Sus amorosas manos.

Salmos 84:5-7 Dichoso el que tiene en ti su fortaleza, que sólo piensa en recorrer tus sendas. Cuando pasa por el valle de las Lágrimas lo convierte en región de manantiales; también las lluvias tempranas cubren de bendiciones el valle. Según avanzan los peregrinos, cobran más fuerzas, y en Sión se presentan ante el Dios de dioses.

Salmos 146:5-7 ¡Dichosos los que confían en el Dios de Jacob, los que cuentan con la ayuda de Dios, el Señor! El Señor creó los cielos y la tierra, y el mar y todos los seres que contiene. El Señor siempre cumple su palabra; hace justicia a los oprimidos, y da de comer a los que tienen hambre.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

Magie de Cano

Autor: Magie de Cano

Autora del libro CONQUISTA TU MATRIMONIO, dirigido a mujeres, con estrategias y soluciones para un matrimonio con problemas basado en los principios de la Palabra de Dios.

Deja un Comentario