Categorías
Sin categoría

UN NUEVO DIA ESTA AMANECIENDO

Por eso dice: Despierta, dormilón, y levántate de entre los muertos, y Cristo alumbrará (hará que el día amanezca) sobre ti y te iluminará.  Efesios 5:14 AMPC

Anoche, en un sueño, estaba con un pequeño grupo de personas, estábamos vigilando las naciones de la tierra cuando de repente comenzamos a estallar en lo que parecía y sonaba como un grito de guerra tribal y una danza como una intercesión sobre las naciones. Entonces comencé a profetizar:

“Novia, Oh Novia poderosa, es tiempo de salir del pozo. Es tiempo de dejar la rutina en la que has estado. ¡Está amaneciendo un nuevo día y debes levantarte con El! Oh, Novia, ¿no ves que este es tu momento? ¿Qué esta es tu hora gloriosa? Justo cuando pensabas que estabas derrotada y todo había terminado. Este es tu momento para recuperar tu lucha. ¡Oh Novia, estás saliendo de la rutina! ¡Estás saliendo del pozo! Revístete de fuerza. Golpea con tus pies y sacude a las naciones. Surgirá la justicia. La vida surgirá donde hubo muerte. La misericordia fluirá y vendrá la sanidad. Derrama el aceite de la Novia, derrama tu vino. ¡El funeral ha terminado y la boda ha comenzado! Un nuevo día está amaneciendo, ¿no lo ves? ¡Levántate, Novia! ¡Levántense guerreros poderosos!”

Salmo 40:2 Y me hizo sacar del pozo de la desesperación, del lodo cenagoso; puso mis pies sobre peña, y enderezó mis pasos.

DE LA RUTINA AL RENACIMIENTO

Cuando me desperté estaba hecho un desastre. Podía sentir el peso de lo que estaba profetizando y el corazón del ESPOSO JESUS hablando a SU NOVIA. Creo que Dios me mostró esto porque la Iglesia ha estado en el momento de Juan 10:10, un momento de elegir entre la vida o la muerte, la esperanza diferida o la fe, la cultura o el Rey de la gloria. Esta es la temporada de «la semilla que cae a tierra» y el final de una era, del odre viejo, y el final de la hora de la derrota de la Novia y las ataduras del desierto, acostados e indefensos en un pozo. Ha habido un despertar y Dios está provocando el grito de guerra de la Iglesia una vez más, donde diremos «¡Este es el tiempo de la vida, es tiempo de nuestro renacimiento, es tiempo de dejar salir nuestro grito de guerra en la tierra!»

Isaías 52:1-2 Despierta, despierta, vístete de poder, oh Sion; vístete tu ropa hermosa, oh Jerusalén, ciudad santa; porque nunca más vendrá a ti incircunciso ni inmundo. Sacúdete del polvo; levántate y siéntate, Jerusalén; suelta las ataduras de tu cuello, cautiva hija de Sion.

VOLVER A NUESTRAS RAÍCES Y VOLVER AL JARDÍN

En este nuevo grito tribal, estamos recuperando lo que hemos perdido y volviendo a responder al llamado de ser LA NOVIA que no teme meter las manos en el barro, para ver cómo la sanidad barre nuestros hogares, ciudades y naciones. Para tener una convicción fresca y marcar las cosas que afligen el corazón del Señor, y para ser los locos dispuestos a ir y sacudir las cosas para el reino.  Estamos volviendo a nuestras raíces de nuevo. Volviendo al principio, a nuestro PRIMER AMOR para ser liberados de todo veneno y obstáculo que nos ha llevado en otras direcciones y ha reducido nuestra verdadera influencia en la tierra y adormecido nuestra convicción y responsabilidad de discipular y dirigir el destino de las naciones. Este es un momento de reforma en el que estamos perdiendo la cabeza y encontrando el corazón, perdiendo nuestro humanismo y redescubriendo la “INTIMIDAD DEL JARDIN”, dejando los puñales que hemos usado contra nuestros hermanos para recoger las espadas para matar gigantes y los martillos para abrir nuevos caminos. Estamos entrando en el tiempo en el que la Iglesia volverá a sus raíces y encontrará de nuevo su grito de guerra. Que así sea.

Jeremías 51:20 Martillo me sois, y armas de guerra; y por medio de ti quebrantaré naciones, y por medio de ti destruiré reinos.

EL GRITO RUDO Y EL FIN DEL SONIDO FABRICADO

Nuestro grito rudo ha sido interrumpido durante tanto tiempo por el sonido fabricado y el discurso editado, que hemos olvidado cómo dejar que el Espíritu de Dios burbujee y hable a través de nosotros, profetice a través de nosotros y gima a través de nosotros. Hemos temido la plena manifestación del cielo, por lo que lo hemos mantenido la distancia y luego nos hemos preguntado ¿Por qué no vemos al cielo invadir nuestros hogares, iglesias y ciudades? Pero este grito será el despliegue de la alfombra roja para el Rey de la Gloria Jesús. Es el grito desesperado de un Pueblo que ya no dice «Ven dentro de estos lineamientos» sino simplemente «¡VEN SEÑOR COMO TU QUIERAS!». Se acercan los días en los que no podremos retener la Palabra del Señor, sino que estaremos tan poseídos por Su Espíritu que irrumpiremos con el canto, irrumpiremos con la danza y estallaremos con la Palabra del Señor.

Jeremías 20:9 Y dije: No me acordaré más de él, ni hablaré más en su nombre; no obstante, había en mi corazón como un fuego ardiente metido en mis huesos; traté de sufrirlo, y no pude.

EL CORTE DE LAS CADENAS Y EL DERRIBO DE LOS GOLIATS

Sentí que este grito era la Iglesia poniéndose de pie después de estar en el campo de batalla por tanto tiempo. Se sintió como un contraataque que sólo había conocido el estar atado, unido con pesadez, intimidado, engañado, y siendo saqueado durante mucho tiempo. Pude sentir cómo se retiraban los velos de las mentiras que han sido como un hechizo sobre la nación, rompiéndose de repente cuando sonó la canción. Era una NOVIA siendo emancipaba de todas las asignaciones y desviaciones demoníacas enviadas para descarrilarla y sacarla de su curso. Vi cómo se cortaban las cuerdas que estaban ocultas y que mantenían atadas y retenidas a generaciones enteras. Creo que esta es una hora en la que estamos perdiendo el temor al hombre y la lealtad a nuestros captores y amos tiranos, y nos estamos sacudiendo de la INTIMIDACIÓN DE GOLIAT para poder tomar nuestro lugar como los asesinos de gigantes que siempre fuimos llamados a ser. ¡Sí, este es nuestro momento para recoger nuestras piedras, y espadas de nuevo!

Isaías 42:22 Mas este es pueblo saqueado y pisoteado, todos ellos atrapados en cavernas y escondidos en cárceles; son puestos para despojo, y no hay quien libre; despojados, y no hay quien diga: Restituid.

EL GRITO FALSO DE LA JUSTICIA Y LOS MOVIMIENTOS

Y mientras nuestros pies pisaban el suelo, se enviaban ondas de choque por todo el mundo que despertaban al resto de la NOVIA, rompiendo grilletes y revelando y exponiendo lo que había estado bajo la superficie. Vi los movimientos falsos que de repente se revelaban como lo que realmente eran. Eran FALSOS y aparecían como luz, pero eran parte de la agenda religiosa del enemigo para disuadir a la NOVIA de su verdadero puesto. En mi espíritu, escuché «¡Ester no hará lo correcto por la causa equivocada!» Este es un momento para saber de qué se trata y para qué, pero el rudo grito de guerra lo dejará claro.

¡ESTAMOS EN EL MOMENTO EN QUE LOS CIELOS RESPONDERÁN!

Mientras procesaba esto con el Señor, una escritura bajó en mi espíritu: “Isaías 8:9-10 Reuníos, pueblos, y seréis quebrantados; oíd, todos los que sois de lejanas tierras; ceñíos, y seréis quebrantados; disponeos, y seréis quebrantados. Tomad consejo, y será anulado; proferid palabra, y no será firme, porque Dios está con nosotros”.

Tan pronto como leí esto, escuché la frase «¡RESPONDERE!» y sentí que el grito de guerra de la NOVIA estaba liberando la justicia del cielo en la tierra y, de hecho, veíamos la respuesta del Señor por TODA la injusticia que hemos visto. Ha habido una justicia demorada y una restauración y vindicación demorada sobre la Iglesia y también sobre ustedes y sobre mí, pero, así como David en Siclag ¡No nos quedaremos derrotados, sino que vamos a vencer y recuperar todo! Este es un tiempo de ponerse las botas en la tierra donde la justicia prevalecerá y brillará como el sol del mediodía.

Salmo 37:6 Exhibirá tu justicia como la luz, y tu derecho como el mediodía.

DESCUBRIR, RECUPERAR, SANAR, UNIR, RECONSTRUIR

El grito de guerra va a refinar la iglesia como nunca hemos visto. Veremos un despertar masivo para la cosecha, pero también ALGUNOS ELEGIRAN NO SER DESPERTADOS. Porque el grito de guerra creará una invitación a una intimidad renovada y una danza fresca con Jesús.  Sentí que este grito de guerra y la danza eran una intercesión profética en nombre de los no nacidos, y la llamada a defender la vida que verá el desbloqueo de TODAS las áreas de injusticia alrededor de la tierra en los años venideros. Continuará descubriendo las heridas y luego traerá la sanidad de las mismas, para que la NOVIA pueda comenzar a ser un sonido unido una vez más y comenzar a reconstruir las naciones.  Este grito de guerra es el toque de clarín de la iglesia en este momento. Debemos salir y ser ministros del poder del avance en los días venideros. Debemos soltar los techos de la religión y como David cantar, bailar y adorar y decir «¡Puedo ser mucho más indigno que esto!» ¡Yo profetizo tu grito rudo y tu grito de guerra ahora mismo en el nombre de Jesús! (Nate y Christy Johnston)

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

Recibe la palabra profética todos los días en tu correo electrónico.


Magie de Cano

Por Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio”, “Cita con tu Destino” y "De la Verguenza a la Victoria"