QUE NO TE ROBEN EL GOZO

No estén tristes, pues el gozo del Señor es nuestra fortaleza. Nehemías 8:10

A finales de noviembre de 2015 estuve en México, DF compartiendo en un Congreso de Damas, al llegar al lugar del evento, las anfitrionas tuvieron un hermoso detalle con cada una de las asistentes. Mientras entrábamos al salón nos ponían en la muñeca un hermoso listón de seda con unas flores de colores. Cuando me pusieron la mía, el Señor habló a mi corazón y dijo: “ES TIEMPO DE FLORECER”. Con mayor razón atesoré mi pulsera. Sin embargo, en el transcurso del evento se me perdió, … Continuar leyendo