Categorías
Sin categoría

PALABRA PROFETICA PARA EL AÑO 2021

  1. AÑO DE TRANSFORMACION

Ciertamente estas en un tiempo de cambios, todo a tu alrededor está cambiando, y aunque parece difícil o imposible Yo estoy haciendo cosa nueva dice el Señor, estoy trayendo sobre la tierra vientos de cambio. Además, el año 2021 seguiré trabajando en tu corazón, he comenzado a sanarte, tu proceso de metamorfosis continua, no te soltaré hasta que haya hecho contigo lo que me he propuesto. Has entrado en una temporada de transformación, sacaré de ti lo mejor, te llevaré a la roca que es más alta que tú, y ahí serás transformado a mi imagen y semejanza.

“He aquí que yo soy Jehová, Dios de toda carne; ¿habrá algo que sea difícil para mí?” Jeremías 32:27

  1. AÑO DE MILAGROS

Pueblo Mío, dice el Señor, estas entrando en un año en donde ocurrirá lo contrario a los pronósticos, a las estadísticas, las proyecciones que todos hacen. Me moveré en medio de la nada, en lo que está desordenado y vacío, Yo desataré Mi voz sobre el caos y será creado algo nuevo, Yo soplaré aliento de vida sobre el desierto, la sequía, la escasez y la enfermedad y resurgirá vida en medio de la muerte; tus ojos verán sanidades, cosecha, provisión, salvación, recuperación, conexiones, restauración y puertas abiertas; caminos se abrirán por causa de ti.  No temas Pueblo Mío, el Dios de milagros está en medio de ti; estoy gestando comunidades de poder que harán señales, maravillas y prodigios y penetrarán en todos lados y provocarán un estruendo como de muchas aguas, Mi gloria llenará las calles y muchos serán tocados con Mi poder. ¡Aleluya!

“Jehová está en medio de ti, poderoso, él salvará; se gozará sobre ti con alegría, callará de amor, se regocijará sobre ti con cánticos.” Sofonías 3:17 RVR1960

  1. AÑO DE PERMANECER FIELES

Iglesia amada estás en un tiempo de prueba, vino una sacudida muy fuerte sobre ti, pero en medio de la crisis, el luto, el dolor y la aflicción, hay un remanente que ha permanecido fiel, a pesar de toda circunstancia, y se ha mantenido firme sin fluctuar en su esperanza; hay nuevas fuerzas para los fieles, estoy enviando un rocío que refrescará tu espíritu, y como las águilas, te levantarás con poder. Mantente firme, sin fluctuar, abraza la profesión de tu esperanza, porque no te dejaré ni te desampararé. Declara el Señor.

“El que es fiel en lo muy poco, también en lo más es fiel; y el que en lo muy poco es injusto, también en lo más es injusto.” Lucas 16:10

  1. AÑO DE LEVANTAMIENTO DE GUERREROS

Es hora de un cambio de armadura, de calzado y de armas de guerra que perdieron su filo en la batalla. Este es el tiempo, esta es la hora de levantar a nuevos guerreros, enlístate, prepárate, vístete con la nueva armadura; estoy desatando una doble porción de unción para la guerra, estoy despertando a los valientes, con fuerza, coraje y fe, para ir adelante con las armas afiladas, destinadas para esta nueva temporada. En el campamento enemigo ya llegó la noticia que perdieron la batalla. Dice el Señor.

“Proclamad esto entre las naciones, proclamad guerra, despertad a los valientes, acérquense, vengan todos los hombres de guerra. Forjad espadas de vuestros azadones, lanzas de vuestras hoces; diga el débil: Fuerte soy.” Joel 3:9-10 RVR1960

  1. AÑO DE FLORECER EN EL DESIERTO

Ciertamente la sequía ha sido intensa, pero en cada temporada el desierto ha mostrado sus flores, las raíces se fortalecieron y buscaron las profundidades para encontrar aguas frescas que les permitieron estar vivas, asimismo, dice el Señor, en los momentos difíciles, estrechos, dolorosos, de escasez o enfermedad, sólo los que fueron a las aguas y profundizaron están de pie. En el año 2021 tus raíces se fortalecerán mucho más e irán profundo buscando la roca y ante cualquier viento permanecerás firme sin titubear, vamos juntos, Yo estaré contigo y florecerás, florecerás, florecerás.

“El justo florecerá como la palmera; Crecerá como cedro en el Líbano.”  Salmos 92:12

  1. AÑO DE LOS PROFETAS EMERGENTES

Las voces proféticas se seguirán escuchando sobre la tierra, Yo haré despertar y lanzaré a una generación emergente de profetas que avanzará y proclamará Mi palabra, como trompetas dirán Mis pensamientos y Mis planes, darán dirección, se moverán en revelación, autoridad, sanidades y liberación, no tendrán miedo, pues se moverán honrando su cobertura profética. Yo levanto a los Elíseos de esta década, y detendré a aquellos que se mueven en fuego extraño, con orgullo, inmadurez, con hambre de protagonismo y control.

“Viéndolo Eliseo, clamaba: ¡Padre mío, padre mío, carro de Israel y su gente de a caballo! Y nunca más le vio; y tomando sus vestidos, los rompió en dos partes. Alzó luego el manto de Elías que se le había caído, y volvió, y se paró a la orilla del Jordán. Y tomando el manto de Elías que se le había caído, golpeó las aguas, y dijo: ¿Dónde está Jehová, el Dios de Elías? Y así que hubo golpeado del mismo modo las aguas, se apartaron a uno y a otro lado, y pasó Eliseo.  Viéndole los hijos de los profetas que estaban en Jericó al otro lado, dijeron: El espíritu de Elías reposó sobre Eliseo. Y vinieron a recibirle, y se postraron delante de él.”  2 Reyes 2:12-15

  1. AÑO DE RETORNO A CASA

Este año traigo un tiempo de retorno, un tiempo donde te hago volver del lugar donde fuiste a perderlo todo, perdiste aún la comunión Conmigo, perdiste la provisión, perdiste la salud, perdiste tus seres queridos, perdiste hasta las ganas de vivir. Pero como traje a Noemí de regreso a la casa de pan para restaurar sus sueños y sus promesas de trascender con su anhelada descendencia, la traje para reconectarla con su familia, con la herencia que le pertenecía, con su destino y su propósito. También como hice retornar al hijo pródigo para reconectarlo con su paternidad, con su identidad de hijo y de heredero y para arrancar de él el sentido de pérdida, de vergüenza, de miseria y de fracaso. Prepárate para un año de retorno, de reconexión, de reinicio en tu llamado. Este año vas a ser renovado en la visión, en tu entusiasmo, en tu deseo de avanzar. No estás acabado, no todo terminó para ti, simplemente es un ciclo el que terminó, pero vas a entrar a tu nueva temporada de avance, declara el Señor.

“Por fin comprendió lo tonto que había sido, y pensó: “En la finca de mi padre los trabajadores tienen toda la comida que desean, y yo aquí me estoy muriendo de hambre. Volveré a mi casa, y apenas llegue, le diré a mi padre que me he portado muy mal con Dios y con él. Le diré que no merezco ser su hijo, pero que me dé empleo, y que me trate como a cualquiera de sus trabajadores.”  Lucas 15:17-19 (TLA).

  1. AÑO DE REEDIFICAR LOS CIMIENTOS

Este es un año para que reedifiques los cimientos en tu vida, en tu familia, en tu ministerio, en tu iglesia. Tendrás que cavar profundo hasta encontrar la roca, la principal, la sólida y estable. Esto será un trabajo arduo, pero es necesario porque hay que edificar de nuevo, hay que construir lo nuevo, lo estable, lo que servirá para albergar a muchos en las próximas décadas. No tengas temor del futuro, no tengas temor de los fuertes vientos, de las tormentas, de las muchas aguas porque la casa que construirás no caerá, será estable, será sólida, será firme. Además de cavar debes volver a los diseños, a los planos eternos diseñados para tu vida y tu llamado. Debes tomar tiempo este año para venir a Mi presencia para que te enseñe los planos, para que te de la visión de todo y para que entiendas Mi plan maestro, Mi plan completo. No tengas temor del futuro porque junto con el plan fue asignado el presupuesto necesario para toda la edificación, declara el Señor.

“Así dice el Señor Todopoderoso: ¡Reflexionen sobre su proceder! Vayan ustedes a los montes; traigan madera y reconstruyan mi casa. Yo veré su reconstrucción con gusto, y manifestaré mi gloria —dice el Señor —». Hageo 1:7-8 (NVI)

  1. AÑO DE ESCALAR A NUESTRO MONTES

Este año voy a desarrollarte como un conquistador, como alguien que posee lo que le he prometido. Así que prepárate para subir tus montes y desalojar a los enemigos que han invadido tu heredad. Vas a subir y vas a desalojar todo gigante usurpador. No tengas temor de ellos, porque no podrán resistir Mi poder en tu vida. No eres un perdedor, eres vencedor, eres conquistador. Has sido llamado a recibir tu herencia, a obtener el premio de tu victoria. El premio de tu llamamiento. Tu monte es tu llamado, es tu ministerio, es tu negocio, es tu asignación en el Reino eterno. Este año debes afirmar tu corazón y avanzar en tu conquista. Toma tus armas espirituales, la fe, la oración, la justicia, la obediencia y vencerás a los gigantes y poseerás lo que te he prometido, dice el Señor.

“Dame, pues, ahora este monte, del cual habló el SEÑOR en aquel día; porque tú oíste en aquel día que los anaceos están allí, y grandes y fuertes ciudades. Por ventura el SEÑOR estará conmigo, y los echaré como el SEÑOR ha dicho. Josué entonces le bendijo, y le dio a Caleb hijo de Jefone a Hebrón por heredad.”  Josué 14:12-13 (JBS)

  1. AÑO DE REINICIOS

Este será un año de muchos reinicios, donde ciclos que ya caducaron se cerrarán y se abrirán nuevos ciclos que te harán avanzar y ascender a niveles de mayor altura. También este año entrarás a un tiempo acelerado de crecimiento espiritual y crecimiento en tu nivel de influencia y de impacto. Ya no llores el pasado, no te lamentes de lo que quedó atrás, pues si no lo haces no podrás avanzar hacia adelante, a lo que Yo diseñé para ti para esta nueva estación. Tu llamado es a avanzar, extenderte hacia adelante, declara el Señor.

“Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo ya alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrás, y extendiéndome a lo que está delante, prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús.”  Filipenses 3:13-14

  1. AÑO DE CONFRONTAR EL ESPIRITU RELIGIOSO

Los cambios que vendrán este año te confrontarán en lo más profundo de tu corazón, serán sacudidos los cimientos, las raíces de tu fe y de tu conducta. ¿Qué es lo que sostiene tu vida? ¿Qué sustenta tus decisiones? ¿Qué te lleva a tomar las decisiones que tomas? y ¿Qué te sostiene cada día? Vas a tener que renovar tu fe, tendrá que volverse una fe viva, real, sólida, una fe genuina. Tendrás que renunciar a todo lo que es falso, superficial, lo que es producto de un espíritu religioso, tendrás que desecharlo porque eso no te ha permitido crecer espiritualmente. El espíritu religioso halló asidero en las heridas de tu alma, pero te voy a sanar, te enseñaré a caminar de la mano Conmigo y te enseñaré a conocerme genuinamente, a estar desnudo delante de Mí, a vivir sin las máscaras religiosas que tanto daño te han hecho, dice el Señor.

“Pero Dios llamó al hombre y le preguntó: —¿Dónde estás?  Y el hombre le contestó: —Oí tu voz en el jardín y tuve miedo, pues estoy desnudo. Por eso corrí a esconderme.  —¿Y cómo sabes que estás desnudo? (Añadido_ ¿Quién te enseñó que estar desnudo era malo_) —le preguntó Dios—? ¿Acaso comiste del fruto del árbol que te prohibí comer?”  Génesis 3:9-11 (TLAI) 

  1. AÑO DE LANZAMIENTOS

Este año experimentarás que estoy lanzándote hacia adelante, hacia tu destino, hacia tu llamado supremo, hacia el propósito para el que fuiste diseñado y engendrado. Serás desafiado como pocas veces has experimentado en tu vida. Sentirás que no estás preparado, pero todo esto no depende de tu auto evaluación, sino de los planes que yo tengo para tu vida, depende de Mis propósitos eternos. Yo te diseñé para que caminarás tomado de Mi mano. Quiero recordarte que Mi amor por ti es inmensurable y que Yo te capacitaré para que cumplas Mi plan eterno en tu vida y en tu llamado, declara el Señor. Te espera un año de grandes desafíos, un año emocionante, un año de abundante fruto en las diferentes áreas de tu vida. Un año para extenderte hacia adelante. Este año sentirás como tus pasos se aligeran y tu nivel de influencia se aumenta, dice el Señor.

“Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo ya alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrás, y extendiéndome a lo que está delante, prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús.”  Filipenses 3:13-14

DECLARACIONES PROFÉTICAS

  • Declaramos fuerzas para vencer la enfermedad cualquiera que sea, enfermedades crónico degenerativas, enfermedades auto inmunes, enfermedades mentales.
  • Declaramos un retroceso en el avance del CoVid19. Veremos un año de milagros de sanidad.
  • Declaramos que Muchas piedras se moverán, se quitan los obstáculos, se borran los tropiezos, se limpia el camino
  • Invalidamos el plan de violencia en El Salvador.
  • Decretamos nula la voz del enemigo que provoca temor, desánimo y ansiedad.
  • Cancelamos la agenda de las tinieblas sobre toda la tierra, el poder y la autoridad de Dios esta por encima de cualquier plan.
  • Derribamos filosofías humanas que traen muerte y destrucción sobre la tierra, todo pensamiento que contradice la Palabra de Dios es derribado. Declaramos Jeremías 29:4-6.
  • Arrancamos de raíz toda iniquidad que provoca derrota, vergüenza, pobreza, engaño y fracaso.
  • Declaramos que en el 2021 recogeremos la cosecha de todo tipo de siembra que hicimos hace diez años, se suelta lo que ha estado retenido en el nombre de Jesús.
  • Desatamos una ola de salvación y avivamiento en todo el continente, desde Alaska hasta Argentina el fuego de Dios tocará cada nación.
  • Anunciamos un nuevo comienzo de una década poderosa de una iglesia consagrada, fuerte, sólida y valiente preparada para ser una comunidad de poder.
  • Profetizamos que los recursos están disponibles para edificar la obra, que Dios nos mandó hacer.
  • Declaramos el 2021 el año de la voluntad de Dios en cada uno de los montes de la cultura.

Luis y Mercedes Aquino – Apóstoles y profetas Ministerios Elías

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

Recibe la palabra profética todos los días en tu correo electrónico.


Magie de Cano

Por Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio”, “Cita con tu Destino” y "De la Verguenza a la Victoria"