Categorías
Sin categoría

Es tiempo de tu restauración

Restauraré el bienestar de mi pueblo Israel, y ellos reedificarán las ciudades asoladas y habitarán en ellas; también plantarán viñas y beberán su vino, y cultivarán huertos y comerán sus frutos. Los plantaré en su tierra, y no serán arrancados jamás de la tierra que les he dado dice el SEÑOR tu Dios. Amós 9:14-15

Estoy muy emocionada de publicar la palabra del Señor con respecto al nuevo año según el calendario hebreo que comenzó el 7 de septiembre de 2021 con Rosh Hashaná. Últimamente, el Señor me ha hecho compartir sobre la restauración séptuple que Dios está otorgando a quienes se lo pidan. Según las Escrituras, cuando se descubre al ladrón, debe devolver siete veces a cada persona. Mientras pasaba tiempo con Dios y me preparaba para la transmisión en vivo con Joel Yount en Spirit Fuel, el Señor comenzó a compartir conmigo Su promesa de restauración. Déjenme explicarles para que puedan aplicar esta verdad a cada área de su vida que ha estado bajo ataque últimamente. Recuperarán todo y no solo lo perdido o robado, sino con recompensa. 

Proverbios 6:31 Pero si es sorprendido, pagará siete veces; entregará todo el haber de su casa.

Proverbios 6:31 AMP Pero cuando lo encuentren, deberá devolver siete veces [lo que robó]; Debe entregar todos los bienes de su casa [si es necesario para pagar su multa].

La traducción de la Biblia la pasión en realidad dice que le costará mucho al enemigo. En otras palabras, cuando comprendamos la perspectiva de Dios en esta verdad, podemos pedir con valentía lo que es legítimamente nuestro. Tenemos este derecho, de acuerdo con la palabra de Dios, de pedir una recompensa por todo lo que nos ha sido robado o perdido en un momento dado de nuestras vidas. Cuando comprendemos que es el enemigo el que viene a robar, matar y destruir (Juan 10:10), tenemos derecho a recibir una recompensa completa. Vean, el enemigo no quiere que entendamos que se nos ha dado este privilegio porque no quiere devolver lo que robó. Tenemos el derecho otorgado por Dios de arrestarlo y pedir recompensa como hijos de Dios. Primero debemos conocer esta verdad para poder recibirla.

Es tiempo de exigirle al enemigo que lo que ha robado en nuestra salud, relaciones, finanzas, oportunidades y cualquier otra cosa según esta palabra, ahora debe devolverlo siete veces más. ¡Son excelentes noticias! Esta es una noticia que el enemigo no quiere que sepamos. ¡Pero gracias a Dios que siempre nos conduce a una victoria triunfal! ¡Celebren con esta verdad y declaren lo que es suyo! Quiero que piensen en nuestro mundo globalmente en este momento y en todo el caos abrumador que ha ocurrido en tantas vidas. Sé que ha sido devastador para muchos y ha habido muchas pérdidas para muchas personas. Incluso en medio de estas dificultades, la buena noticia es que nada de esta pandemia fue escrito por Dios y, por lo tanto, podemos pedir lo que es legítimamente nuestro. Debemos ir al Dios de la restauración y defender nuestro caso ante Él, y Él es el juez justo que nos otorgará justicia. (Isaías 33:22)

Escuche la verdad de Isaías 61:8 “Yo, el Señor, amo la justicia, pero odio el robo y la iniquidad. En mi fidelidad los recompensaré y haré con ellos un pacto eterno”. La palabra de Dios es Su voluntad y El cumplirá Sus promesas. Simplemente debemos entender estas verdades y pedir restauración. También debemos ordenar al enemigo en el nombre de Jesús que devuelva nuestros bienes en la cantidad de una devolución de siete veces. Ahora quiero decirles lo emocionante que es esto para la Iglesia en su conjunto. Nosotros, el Cuerpo de Cristo, hemos sido perseguidos a través de esta pandemia. En otras palabras, el enemigo intentó cerrarnos y silenciarnos, pero no funcionó. Sin embargo, también podemos pedir la restitución total por cada vida que se fue demasiado pronto y las tragedias que ocurrieron en tantas vidas. ¡Dios escuchará y responderá a nuestro clamor por justicia! Es tiempo de orar por la justicia de Dios como nunca antes. Es nuestro derecho como ciudadanos del reino de Dios.

Quiero decirles qué tiene de especial este nuevo año hebreo que comenzó el 7 de septiembre de 2021. No es solo el comienzo de un nuevo año, sino también el comienzo del año Shemitah. Esto pondrá fin a un ciclo de siete años y comenzará los próximos siete años. ¿Sabías que la palabra Shemitah en realidad significa liberación? Dios tiene un plan de gran liberación  de toda esclavitud para Su pueblo. También tiene un plan de gran restauración. Anímense porque su nuevo comienzo está a la mano y su recompensa llegará rápidamente. Crean y lo recibirán. Dios no miente y podemos mantenernos firmes en Su palabra.

Mientras me preparaba y estudiaba para escribir esta palabra, el Señor comenzó a mostrarme la liberación de los buenos tesoros del cielo. Vi lluvias de abundantes bendiciones derramándose sobre Su pueblo. Verdaderamente este es el tiempo del refrigerio de Dios y veremos Su restauración. Estos días festivos fueron establecidos por Dios y debían ser conocidos y celebrados para siempre. Al entrar en este nuevo año hebreo y clamar por justicia, veremos la abundancia de Dios derramada sobre Su pueblo de maneras sin precedentes. Levanten manos santas y clamen al Señor que sane nuestra tierra.

Esto marcará el comienzo de siete años de abundancia derramada sobre el Cuerpo de Cristo como nunca antes habíamos visto. Dios tiene un plan y un propósito para este derramamiento de restauración. Veo planos que descienden del cielo y destinos establecidos en la vida de Su pueblo. Debemos levantar nuestros ojos hacia Dios de donde proviene nuestra ayuda y clamar esta justicia. Él nos escuchará desde el cielo y responderá a nuestra petición.No solo recuperaremos todo sino que saldremos desbordados. Las cosas que nos han constreñido serán quebrantadas, las riquezas se establecerán y el pacto de nuestro Dios no podrá ser revocado. La verdad de Su restauración y la promesa de la recompensa séptuple fue sellada con la Sangre de Jesucristo. Reciba la restauración de su hogar en su totalidad

Oro para que su fe se encienda y sus esperanzas se restauren en la promesa de Su palabra. Shemitah está en el horizonte y los sonidos de la abundancia de lluvia se pueden escuchar si escuchan. Levanten sus ojos y vean que el Rey de Gloria viene y Él restaurará y establecerá Su pacto en su vida. Comiencen a cargar la atmósfera de su hogar con esta verdad, reúnan a su familia para los diez días de asombro mientras hacen estas declaraciones. Oro para que pongan esto en algún lugar de su casa y lo declaren y lo reciban para esta temporada santa. La palabra de Dios nunca vuelve vacía y Él es fiel hasta el fin. Él no nos ha dejado ni nos ha abandonado. Nuestro clamor es precioso para Él. Aquellos que han perdido a familiares y seres queridos, el Señor restaurará su alma y todo lo que el enemigo les ha robado. Grande será su recompensa y restauración.

Declaro que veré la bondad de Dios en la tierra de los vivientes. ¡Este es mi año! Veré las deudas pagadas, las fortalezas destruidas y la liberación de los buenos tesoros del cielo. Soy heredero de todas las promesas de Abraham y experimentaré la plena restauración de Dios en cada área de mi vida, tanto física como espiritualmente. Que comience el año sabático de Su liberación. Veré la recuperación completa de todo lo que me fue robado e incluso siete veces más en salud, alegría, finanzas y más. Mi vida se desbordará en la bondad de Dios. ¡Mi corazón se hinchará con el gozo de mi salvación! ¡Esta es mi declaración! En el nombre de Jesús, ¡AMEN! (Elizabeth Verver)

Job 33:26 Entonces ora a Dios, y en su bondad Dios lo deja ver su rostro, le devuelve la alegría, y lo restaura a su estado anterior.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

Recibe la palabra profética todos los días en tu correo electrónico.


Magie de Cano

Por Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio”, “Cita con tu Destino” y "De la Verguenza a la Victoria"