Categorías
Sin categoría

PALABRA PROFETICA ABRIL 2020

 

  1. Tiempo de refrescamiento

Estoy trayendo un viento fresco de mi Espíritu que soplará sobre todas las naciones, sobre tu casa y sobre tu vida. Será un viento que traerá poder para vencer a todos tus enemigos, especialmente a la duda y el temor. También reedificaré en tu vida el altar de adoración. Esto traerá fortaleza y ánimo a tu corazón. Experimentarás cómo mi presencia se lleva toda angustia y toda preocupación, y así disfrutarás de este tiempo de frescura que te estoy dando. Puedes confiar que yo cuido de ti, yo cuido de todas tus necesidades, yo cuido de tu casa y de los tuyos, dice el Señor.

“Que su reino traiga vida como las lluvias de primavera, como aguaceros que riegan la tierra. Que los rectos florezcan durante su reinado, que haya gran prosperidad hasta el fin del tiempo.”  Salmo 72:6 

  1. Tiempo para subir al monte de Dios

Este es un tiempo de subir al monte de mi presencia, dice el Señor. Es un tiempo para venir delante de mí, para que yo te haga entender mis planes y mis propósitos. Debes saber que la tierra ha entrado en una nueva temporada, una nueva estación, al igual que tu vida. Por lo tanto, necesitas venir delante de mí, sentarte y escuchar lo que tengo que revelarte, lo que tengo que decirte de este nuevo tiempo. Ya no puedes seguir haciendo lo mismo sin antes escucharme. Yo también tengo que llenarte de mi poder para esta nueva temporada, porque la tierra ha entrado al tiempo de la gran cosecha, y debes oírme y entender tu participación en este nuevo tiempo, declara el Señor.

“Cuando Moisés subió, una nube cubrió el monte. La gloria del Señor reposó sobre el monte Sinaí. La nube cubrió el monte por seis días, y al séptimo día Dios llamó a Moisés desde la nube. Los que estaban al pie del monte tuvieron una visión sobrecogedora. La gloria del Señor sobre la cumbre del monte parecía un fuego abrasador. Y Moisés desapareció en la nube que cubría el monte, y estuvo allí cuarenta días y cuarenta noches.”  Éxodo 24:15

  1. Tiempo para vencer

Este es un tiempo para vencer, vencer tus temores, vencer tus pecados, vencer a los enemigos de tu alma (el diablo, el mundo y la carne). Yo te he llamado a vestirte con las armas espirituales, para que enfrentes y derribes todo ataque que el enemigo esté lanzando contra tu mente y contra tu corazón. Debes someter y llevar cautivo todo pensamiento y toda emoción a la obediencia y a la fe. Recuerda mantenerte firme contra los dardos de fuego del enemigo, que tratará de desanimarte o de hacerte retroceder en tu fe y en tu esperanza. Pero recuerda que yo estoy contigo para ayudarte y para defenderte, dice el Señor.

“Sí, es cierto, vivimos en este mundo, pero nunca actuamos como el mundo para ganar nuestras batallas. Para destruir las fortalezas del mal, no empleamos armas humanas, sino las armas del poder de Dios. Así podemos destruir la altivez de cualquier argumento y cualquier muralla que pretenda interponerse para que el hombre conozca a Dios. De esa manera, hacemos que todo tipo de pensamiento se someta para que obedezca a Cristo.”  2 Corintios 10:3

  1. Tiempo de multiplicación

He aquí, dice el Señor, en este mes de abril multiplicaré lo que llegue a tus manos. Bendice en mi nombre lo que recibas. Pon delante de mí tus panes y tus peces, tu harina y aceite, que Yo haré que todos los tuyos tengan lo suficiente para ser sustentados. No tengas temor de dar a otros, pues en la medida que compartas con el necesitado, vendrá más provisión a tu casa.  Multiplicaré los recursos que vengan a ti para producir y generar ingresos, materia prima e insumos. Todo eso se multiplicará. No tengas temor a la escasez. No olvides que, en los tiempos de crisis, yo he sustentado a mi pueblo en el desierto. En tiempos de hambre y sequía mi pueblo no pereció, pues yo estuve con ellos en todo tiempo, así como ahora estoy contigo.

“Entonces tomó los cinco panes y los dos peces, y levantando los ojos al cielo, bendijo, y partió los panes, y dio a sus discípulos para que los pusiesen delante; y repartió los dos peces entre todos.   Y comieron todos, y se saciaron.  Y recogieron de los pedazos doce cestas llenas, y de lo que sobró de los peces.  Y los que comieron eran cinco mil hombres.”  Marcos 6: 41-44

“Porque así dice el Señor, Dios de Israel: “No se acabará la harina en la tinaja ni se agotará el aceite en la vasija, hasta el día en que el Señor mande lluvia sobre la faz de la tierra.”  1 Reyes 17:14

  1. Tiempo para escribir una nueva historia

Te invito a escribir una nueva historia. Pasa la página. Deja de hacer memoria del pasado que te hirió, te lastimó, te marcó de maneras tan determinantes, que te mantuvo estacionado por mucho tiempo, que te mantuvo en amargura, llanto y pesar. Este es el momento de soltar, de dejar ir, de liberarte y comenzar de nuevo. Comienza a escribir una nueva historia con tus seres queridos. Muéstrales tu amor. Perdona. Reconcíliate. Cambia. Yo estoy contigo para ayudarte. Escribe una nueva historia en la forma en que haces tu trabajo y negocios. Deja atrás lo que no funcionó, los métodos y formas que dañaron a otros. Escribe los nuevos proyectos y nuevas formas de hacer las cosas, porque yo te bendeciré. Yo escribo esta nueva página contigo, dice el Señor.

“No os acordéis de las cosas pasadas, ni traigáis a memoria las cosas antiguas.  He aquí que yo hago cosa nueva…”  Isaías 43. 18-19ª

  1. Tiempo de pactos y renovar pactos

Te encuentras en el momento exacto y en el lugar exacto para volverte a mí, dice el Señor. Ven y platiquemos en ese lugar íntimo. Mis brazos están abiertos para recibirte y atentos mis oídos para escucharte. Mis lazos de amor te atraen este mes. Mi misericordia y gracia están disponibles para ti. Aunque en el pasado tomaste decisiones que te alejaron de la comunión conmigo, hoy es el tiempo para que vuelvas y hagas pactos conmigo, pactos de santidad, pactos de pureza, pactos de servirme con todo tu ser, pactos de fidelidad y de buscarme con todo tu corazón. Renueva tus pactos conmigo, aquellas cosas que en el pasado dijiste que harías, tanto en el altar como en lo mas privado de tu habitación, hoy es el tiempo de cumplirlos. Hoy es el tiempo de comenzar de nuevo, dice el Señor.

“El Señor está cerca de todos los que le invocan, de todos los que le invocan en verdad. Salmo 145:18

“Diles, pues: “Así dice el Señor de los ejércitos: `Volveos a mí’ –declara el Señor de los ejércitos– `y yo me volveré a vosotros’ –dice el Señor de los ejércitos.”   Zacarías 1:3

  1. Tiempo para inventar diseños creativos

¡Viene un tiempo de creatividad, dice el Señor! Este mes desataré un fluir creativo en la iglesia. En medio de esta crisis global, te llenaré de mi Espíritu para que recibas ideas creativas, estrategias de impacto y alcance, para los próximos cinco años. Tendrás la claridad, la sabiduría y la inteligencia necesaria para iniciar, planificar y ejecutar planes del reino, dice el Señor.

Yo visitaré a los pastores y líderes del cuerpo de Cristo, a fin de revelarles los nuevos desafíos y diseños de crecimiento y evangelismo. Pero también, derramaré un espíritu creativo a través de los jóvenes, con el objetivo de levantar ministerios, emprender negocios, producir nueva música, nuevos videos, nuevos recursos web y multimedia, predicaciones, enseñanzas, artes gráficas y estrategias de comunicación relevantes para este tiempo. Por tanto, toma tiempo para orar y planificar, dice el Señor.

“Yo he llamado por nombre a Bezaleel hijo de Uri, hijo de Hur, de la tribu de Judá; y lo he llenado del Espíritu de Dios, en sabiduría y en inteligencia, en ciencia y en todo arte, para inventar diseños.” Éxodo 31:2-4a

  1. Tiempo de sacudidas en la tierra

Tierra, ciertamente estás con dolores de parto, pero yo tengo cuidado de ti. Quiero anunciarte que abril será un mes de sacudidas naturales. El mundo será conmovido en diferentes regiones, a través de temblores y sismos, dice el Señor. Habrá señales claras de conmoción. Los lugares altos y los océanos serán sacudidos por mi mano, dice el Señor. Vienen días en que gente de toda lengua, tribu y nación volverá a mí. Me conocerán como el único Dios verdadero. Además, yo sacudiré y doblegaré gobiernos, dice el Señor. Sacudiré a empresas y a cadenas de negocios. Muchos líderes en eminencia renunciarán a sus cargos o serán relevados, dice el Señor. Los gobiernos tomarán decisiones que conmocionarán a sus países, más no temas, yo tengo el control. Todo obrará para bien, pues yo soy el único Dios verdadero, dice el Señor.

“Por tanto, no temeremos, aunque la tierra sea removida, y se traspasen los montes al corazón del mar; aunque bramen y se turben sus aguas, y tiemblen los montes a causa de su braveza”. Salmo 46:2-3

  1. Tiempo de las casas de pan

Este mes, a tu casa le irá bien. Quiero declararte que en abril tu hogar se convertirá en la Belén de este tiempo (una casa de pan). Tu familia tendrá suficiente alimento para comer y compartir con otros, dice el Señor. Tendrás la bendición de dar de comer a tus vecinos y familiares cercanos. En medio de esta cuarentena, me conocerás como el Dios de Belén, el Dios que provee pan en abundancia, pues no escaseará. Llegaré a tiempo. Comerás bien, dice el Señor. Pero también, en tu casa habrá alimento espiritual. Me relevaré a ti como el Pan de vida, que calma el hambre y la sed de esta generación, dice el Señor.

“Entonces se levantó con sus nueras, y regresó de los campos de Moab; porque oyó en el campo de Moab que Jehová había visitado a su pueblo para darles pan”. Rut 1:6

10. Tiempo de aliento de Dios sobre la tierra

Ciertamente mi aliento está llenando todos los confines de la tierra. Estoy soplando vida, vida, vida. Estoy rompiendo el manto de muerte que envolvió la tierra. Este día vuelve el aliento a los que estaban sin él. Estoy entrando en cada cuarto de hospital. Estoy firmando la salida de muchos. El valle de los huesos secos en todos los países está cobrando vida. Esos que recibieron sentencias de muerte, se convertirán en un gran ejército. Esos muertos vivirán. Está llegando el tiempo del estruendo. Se oye el sonido de Victoria. Cada hueso se está juntando con su hueso. Se comienzan a unir. El sonido lo oirán aún los que no creen en mí, porque alcanzarán misericordia. Escuchen todas las naciones, dice el Señor, mi Espíritu sopla de los cuatro vientos y   todo lo que está muerto vuelve a la vida. ¡Aleluya!

“Y me dijo: Profetiza al espíritu, profetiza, hijo de hombre, y di al espíritu: Así ha dicho Jehová el Señor: Espíritu, ven de los cuatro vientos, y sopla sobre estos muertos, y vivirán. Y profeticé como me había mandado, y entró espíritu en ellos, y vivieron, y estuvieron sobre sus pies; un ejército grande en extremo.”  Ezequiel 37:9

11.Tiempo de consolación

Pueblo mío: estoy moviéndome sobre la tierra para enjugar las lágrimas de todos aquellos que están llorando a sus muertos. Mi Espíritu, el Consolador, está llenando sus corazones. Está ministrando esperanza contra esperanza. Hoy te anuncio que el dolor y el gemido huirán. El gran Yo Soy está en medio de ustedes. La tierra me pertenece, el mundo y todos los que en él habitan. Estoy cortando el accionar de los malos que provocan muerte y destrucción. Estoy llenando la tierra de mi gloria, como las aguas cubren la mar. Tierra, prepárate para un tiempo de alineación. El heno y la hojarasca serán echados en el fuego, mientras la semilla del reino germinará y será el plantío de Jehová. Muchos de los que se debaten entre la vida y muerte están viniendo al tercer cielo. Están delante de mi presencia. Están haciendo pactos conmigo. Me están pidiendo otra oportunidad. Ellos se levantarán con más fuerza que antes y serán mis atalayas. Tierra, prepárate que un tiempo poderoso de avivamiento viene sobre ti. Abril 2020 será recordado como el tiempo de resurrección, de lo sobrenatural. Los milagros han sido desatados, declara el Señor.

“Ciertamente volverán los redimidos de Jehová; volverán a Sion cantando, y gozo perpetuo habrá sobre sus cabezas; tendrán gozo y alegría, y el dolor y el gemido huirán.”  Isaías 51:11

  1. Tiempo de la sal y el vino

Amada iglesia, la sal es para preservar. Hoy te digo:  yo preservo la vida de mi remanente en cada nación, aquellos que yo escogí, llamé y aparté desde el vientre. Aquellos que harán avanzar mi reino, que vivirán en mis principios. Aquellos que dónde quiera que se muevan dejarán una huella del reino. Pondrán mi sabor en cada lugar. Darán testimonio de mí. Esta es la mejor temporada para proclamar mi verdad. Se ha desatado la urgencia de que mi iglesia se mueva en fe y autoridad para preservar a mi remanente.

El aceite representa la unción, para ordenar, declarar, proclamar, profetizar, desatar sanidad, milagros, unción para cambiar las atmósferas, para anunciar cambios, la unción que trae rompimiento. Mi iglesia amada, desato sobre ti una doble porción de mi unción y te doy la autoridad de marcar tiempos y límites al enemigo. Este es el tiempo para que mi iglesia en toda la tierra despierte y se levante, y sea luz y sal para las naciones, dice el Señor.

“Vosotros sois la sal de la tierra; pero si la sal se desvaneciere, ¿con qué será salada? No sirve más para nada, sino para ser echada fuera y hollada por los hombres.  Vosotros sois la luz del mundo; una ciudad asentada sobre un monte no se puede esconder. Ni se enciende una luz y se pone debajo de un almud, sino sobre el candelero, y alumbra a todos los que están en casa. Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.”  Mateo 5:13

Decretos

  1. Decretamos de acuerdo con Jeremías 1:9-10, que al igual que Jeremías, él ha puesto sus palabras en nuestra boca. Por lo tanto, tomamos autoridad sobre naciones y reinos para arrancar, destruir, arruinar y derribar toda obra de las tinieblas que produce enfermedad, muerte, confusión, angustia y dolor. Sea arrancada y destruida toda raíz que fortalece el coronavirus, por el poder de la palabra. Arruinamos su impacto de propagación y derribamos su potencia.
  2. Decretamos de acuerdo con Salmos 18:4,37,39,42, que se rompen ataduras de muerte, ligaduras del Seol y lazos de muerte y todo torrente de perversidad que ha atemorizado nuestras naciones. Todos nuestros enemigos son perseguidos, humillados y derribados. Son molidos como polvo y echados como lodo en las calles.
  3. Decretamos de acuerdo con Ester 8:5, que sea dada una contraorden que invalide la sentencia de muerte, calamidad y exterminio sobre las naciones de la tierra.
  4. Decretamos según Daniel 6:25-26, un reconocimiento notable en todos los pueblos, naciones y lenguas. Que toda la gente adore y honre a Dios, porque él es el Dios vivo y permanece para siempre. Su reino jamás será destruido y su dominio jamás tendrá fin.
  5. Decretamos “Día de Ayuno Global”, el día 12 de abril. Día de humillación y arrepentimiento, para que cada uno se convierta de su mal camino y de sus hechos violentos. Al mismo tiempo, proclamamos Día de Resurrección, el Rey vive y venció el imperio de la muerte.

Presbiterio Apostólico-profético – Ministerios Elías

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

 

Recibe la palabra profética todos los días en tu correo electrónico.


Magie de Cano

Por Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio”, “Cita con tu Destino” y "De la Verguenza a la Victoria"