Caminen en valiente obediencia

Publicada el
Caminen en valiente obediencia

Confía en Dios desde el fondo de tu corazón; no intentes resolver todo por tu cuenta. Escucha la voz de Dios en todo lo que hagas, dondequiera que vayas; Él es quien te mantendrá en el camino. No asumas que lo sabes todo. Proverbios 3:5-6 MSG

En esta temporada, Dios nos está dando una poderosa victoria sobre nuestras emociones y los planes del enemigo. Él está liberando discernimiento para combatir los asaltos del enemigo y el valor para obedecerle valientemente sin importar el costo. Él nos está alineando con personas con mentalidad de Reino y nos está capacitando para ir a donde Él nos envía. Hay una hermosa gracia en dejar de lado ciertas relaciones y acuerdos de temporadas pasadas mientras abrazamos el verdadero alineamiento y entramos en relaciones del Reino.

TRIUNFO SOBRE LAS EMOCIONES

1 Pedro 5: 8-9 Sed de espíritu sobrio, estad alerta. Vuestro adversario, el diablo, anda al acecho como león rugiente, buscando a quien devorar. Pero resistidle firmes en la fe, sabiendo que las mismas experiencias de sufrimiento se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo.

Aunque estamos en una batalla espiritual, Dios quiere enseñarnos cómo salir victoriosos. Nos está dando conocimiento e inteligencia espiritual sobre los planes del enemigo. Él está haciendo esto para que podamos luchar sabiamente y no participar cuando no es necesario. Él nos está enseñando a discernir las tácticas del enemigo y a asociarnos con Él para la victoria. Una gran táctica del enemigo es hacer que nos asociemos con la ofensa. A veces, nuestras emociones pueden sentirse tan fuertes y poderosas que podemos sentir la tentación de permitir que nos guíen. Debemos estar lo suficientemente sintonizados con nosotros mismos y con nuestro corazón para saber qué es verdad y qué es una emoción exagerada. El enemigo puede usar la fuerza y ​​el poder de cómo nos sentimos en un momento para provocarnos y ofendernos. Las emociones, las heridas, el miedo y la ansiedad pueden llevar a la separación y la ofensa. Debemos estar centrados en la presencia de Dios y saber quiénes dice El que somos, para no descarrilarnos en el calor del momento.

Además, cuando se sientan tentados a ofenderse, tómense un tiempo para preguntarle a Dios qué dice sobre la otra persona, no solo sobre su emoción, frustración u ofensa. A veces podemos discernir algo en el espíritu o podemos sentir algo (una emoción). Necesitamos aprender a notar la diferencia. La estratagema del enemigo es dividirnos utilizando cualquier táctica que pueda. Si lo que están experimentando no es el fruto del Espíritu, vuelvan a centrarse en Él para escuchar lo que está diciendo. La ofensa es siempre una opción. Debemos cuidar nuestro corazón para no permitir que la ofensa eche raíces. La ofensa conduce a la amargura y a la dureza de corazón. Hacemos esto respondiendo a Su invitación de volver a centrar nuestro corazón en Su presencia. Esta palabra es para las personas que sienten que están siendo gobernadas por sus emociones, sienten la división en sus relaciones o ven como la división se desarrolla a su alrededor. Siempre que se sientan tentados a sentirse ofendidos o participar en cualquier emoción que estén sintiendo, elijan DETENERSE Y CONCENTRARSE EN SU PRESENCIA. No participen en la batalla, en cambio, elijan fortalecer su relación y enfóquense en la presencia de Dios.

VALIENTE OBEDIENCIA

1 Samuel 15:22 Y Samuel dijo: ¿Se complace el Señor tanto en holocaustos y sacrificios como en la obediencia a la voz del Señor? He aquí, el obedecer es mejor que un sacrificio, y el prestar atención, que la grosura de los carneros.

A través del profeta Samuel, el Señor le dijo a Saúl que acabara con los amalecitas y se deshiciera de todo lo que era de ellos, incluidos sus animales. Los amalecitas eran un pueblo malvado en guerra con Israel. Sin embargo, Saúl, presionado por sus hombres, mantuvo vivo al rey y llevó el mejor ganado y ovejas para sacrificar al Señor. Esto no era lo que Dios le había pedido. Cuando Samuel lo confrontó, Saúl realmente pensó que había hecho lo correcto. La obediencia es muy valiosa para el Señor, pero si estamos demasiado distraídos por las opiniones de los demás, podemos «pensar» que lo estamos obedeciendo, cuando en realidad estamos respondiendo a la presión que nos rodea.

Aunque Saúl ofreció el mejor ganado y las ovejas al Señor, Dios no quería ese sacrificio; QUERIA OBEDIENCIA. En este caso, requirió que Saúl matara todo porque esos linajes e incluso los animales estaban contaminados por los malvados amalecitas. Saúl hizo lo que pensó que era mejor, pero no fue lo que el Señor le había pedido. En el versículo 24 de 1 Samuel 15, Saúl se humilló y admitió que sus hombres lo presionaron porque tenía miedo. Al final, Dios se arrepintió de haber elegido a Saúl como rey de Israel.

1 Samuel 15:35 Samuel no vio más a Saúl hasta el día de su muerte. Y Samuel lloraba por Saúl, pues el Señor se había arrepentido de haber puesto a Saúl por rey sobre Israel.

Dios está resaltando la importancia de la obediencia. Elegimos obedecer a Dios por nuestra relación con Él y porque confiamos en que Él tiene lo mejor para nosotros. Saúl finalmente cedió a la fuerte voz de sus hombres porque no estaba anclado en su relación con Dios. Dios les está recordando que mantengan sus ojos fijos en Él y sean obedientes. Es importante prestar atención a lo que Él dice y hacer lo que Él les pide que hagan. Se les darán oportunidades con el Señor para desarrollar la confianza necesaria para mantenerse firmes cuando se sientan sacudidos.

ALINEADOS CON UN PROPOSITO

Esta es una temporada de alineamiento. Dios está reuniendo a aquellos que están alineados con el mismo propósito para este tiempo. Este alineamiento traerá el poder, la sinergia, la energía y el impulso que no tendrían sin él. Reconozcan que hay una temporada para la mayoría de las amistades. A veces podemos mirar a nuestro alrededor y darnos cuenta de que mantenemos amistad con personas que no valoran (o ya no) lo que es más importante para nosotros. Quizás compartan una historia juntos, pero sus valores han evolucionado de manera diferente.

Para lograr todo lo que Dios ha puesto en nuestro corazón, necesitamos tener creyentes de ideas afines que corran con nosotros. Hay libertad al saber que no tenemos que ser amigos cercanos de aquellos con quienes no estamos alineados en propósito y creencias. Debemos reconocer que hay temporadas de amistad, y la mayoría no durarán para siempre, pero aprecien esas dulces amistades que sí lo hacen. En esta temporada, Dios nos está dando libertad y permiso para dejar ir a aquellas personas que no van en la misma dirección que nosotros. Muchos, es posible que se den cuenta de que han perdido el contacto con amigos de hace mucho tiempo. Sin embargo, en lugar de sentir una pérdida, reconozcan que Dios ha traído a otras personas a su alrededor para esta temporada. Otros pueden haber enfrentado constantes reveses y luchas con ciertas amistades y reconocer que es tiempo finalmente de dejarlos ir.

Puede que sea el momento de tener una conversación sobre diferentes valores. Para algunos, esto fortalecerá las relaciones. Para otros, significará que es tiempo de dejarse llevar y seguir adelante. Esta palabra es para personas que sienten la pérdida de relaciones y reflexionen sobre el cambio. Pídanle a Dios que les muestre con quién necesitan alinearse en esta temporada. Reflexionen sobre quién les aporta fuerza y ​​quién no. ¿Quién los energiza y quién los agota? Elijan alinearse con aquellos que tienen propósitos, pasión e impulsos similares para que puedan correr la carrera juntos. Necesitamos la ayuda de personas de ideas afines para lograr nuestro propósito, además de contar con su apoyo. Trabajar junto con estas personas de ideas afines puede crear sinergia y multiplicar nuestra fuerza. Dios quiere llevar a las personas a una conexión y alineamiento divinos. (Anne Ballard) 

Deuteronomio 5:32-33 Tengan, pues, cuidado de hacer lo que el Señor su Dios les ha mandado; no se desvíen ni a la derecha ni a la izquierda. Sigan por el camino que el Señor su Dios les ha trazado, para que vivan, prosperen y disfruten de larga vida en la tierra que van a poseer.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

Recibe la palabra profética en tu correo electrónico.


Caminen en valiente obediencia

Por Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio”, “Cita con tu Destino”, "De la Verguenza a la Victoria" y "Una Madre de Rodillas".