Vienen victorias atrasadas

Publicada el
Vienen victorias atrasadas

Mas gracias sean dadas a Dios, que nos da la victoria por medio de nuestro Señor Jesucristo. 1 Corintios 15:57

Hace poco estuve en una de nuestras reuniones corporativas de oración y fue uno de esos momentos de oración en los que de todo corazón buscaba al Señor en intercesión. Entonces el Señor me habló y dijo: “VIENEN VICTORIAS ATRASADAS”. Tan pronto como escuché esto, le pregunté al Señor a quién se refería esta palabra y el Señor simplemente repitió: “Vienen victorias atrasadas”. Entonces supe que esta palabra no era solo para mí sino para cualquiera que la escuchara y la reclamara por fe. Entonces, si esta palabra es para ti, ¡PREPARATE! En cualquier lugar donde haya una victoria atrasada, estás a punto de verla resurgir.

Creo que muchos en el Cuerpo de Cristo están al borde de uno de los mayores avances que jamás hayan experimentado. ¡Asegúrate de estar en condiciones de recibirlo! Donde tu triunfo se ha sentido retrasado, estás a punto de verlo repentinamente manifestado en tu vida. Siento con tanta fuerza que el Señor quiere traer estas victorias a todos y cada uno de los hijos o hijas para que se levanten y las reclamen en esta temporada. El cielo se activa a nuestro favor cuando comenzamos a creer que cada promesa y palabra profética de Dios es verdadera.

Romanos 8:35-37 ¿Quién nos separará del amor de Cristo? ¿Tribulación, o angustia, o persecución, o hambre, o desnudez, o peligro, o espada? Como está escrito: Por causa de ti somos muertos todo el tiempo; Somos contados como ovejas de matadero. Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó.

Hay dos claves para desbloquear las promesas proféticas que se han dicho sobre tu vida. La primera es que necesitas dejar que el Señor obre en ti y te prepare para la promesa. Si aceptas la corrección y la poda del Señor, vivirás una vida plena y fructífera. Si rechazas la sabiduría y la corrección del Señor, no estarás en la posición adecuada ni preparado para administrar lo que Él quiere darte o hacer a lo largo de tu vida. La segunda clave es avanzar y esperar activamente en el Señor. Tienes un papel que desempeñar para que su promesa se cumpla. Cuando Dios guio a los hijos de Israel a la tierra prometida, todavía había gigantes en la tierra. A pesar de que estaban entrando en una promesa, todavía tenían que ponerse de pie y luchar por lo que sabían que Dios ya les había dado.

TUS VICTORIAS ATRASADAS ESTAN LLEGANDO

Asegúrate de estar en posición. Asegúrate de que tu fundamento espiritual y tu relación con el Señor sean sólidas y consistentes. Permite que tu fe se levante y aumente tus expectativas por lo que Dios hará, porque esta es verdaderamente una temporada de promesas cumplidas y victorias atrasadas que se avecinan. Efesios 3:19-20 promete que Dios hará de manera sobrenatural y sobreabundante todo lo que nos atrevamos a pedir, esperar, orar o soñar. El Señor está a punto de sorprender a muchos con la bendición y el favor que está a punto de golpear su vida. ¡Prepárate para aquello por lo que has orado porque esta es tu temporada si la aprovechas por fe! Espero que esta palabra te entusiasme y te anime a ir tras todo lo que Dios ha prometido hacer en y a través de tu vida. ¡Las victorias atrasadas están en camino! (Joe Joe Dawson)

1 Juan 5:4 Porque todo lo que es nacido de Dios vence al mundo; y esta es la victoria que ha vencido al mundo, nuestra fe.

Con amor y oraciones,

Magie de Cano

Recibe la palabra profética en tu correo electrónico.


Vienen victorias atrasadas

Por Magie de Cano

Pastora y Conferencista Internacional en el Ministerio de la Mujer, autora del devocional profético Las Cartas de Magie y de los libros “Conquista tu Matrimonio”, “Cita con tu Destino”, "De la Verguenza a la Victoria" y "Una Madre de Rodillas".